Conducir usando el móvil
Un conductor es cazado al volante y mirando a la vez el teléfono móvil. AGENCIA ATLAS

La Dirección General de Tráfico (DGT) y la Federación Nacional Aspaym (Asociación de personas con lesión medular y otras discapacidades físicas) ponen en marcha desde este lunes 17 y hasta el domingo 23 de septiembre una campaña para prevenir las distracciones al volante, una de las principales causas de muerte en las carreteras españolas.

Durante toda la semana, la DGT intensificará la vigilancia y los controles a conductores, con especial atención al uso del teléfono móvil, ya que al usar este dispositivo el conductor no percibe el 40% de las señales durante la conducción.

Voluntarios de Aspaym colaborarán con la campaña concienciando a los conductores sobre las consecuencias que pueden llegar a tener dichas conductas al volante.

La campaña dará inicio este lunes con la grabación de un control real a la altura de la salida 17 de la A-2, sentido Barcelona, en dirección carretera M-115. Asistirá el director del Observatorio Nacional de Seguridad Vial, Álvaro Gómez Méndez, además de voluntarios de Aspaym.

Según la DGT, en tres de cada diez accidentes de tráfico, la distracción al volante es un factor concurrente. De hecho, el uso del teléfono móvil durante la conducción produce un riesgo de sufrir un accidente similar al de circular con exceso de alcohol, tal y como constatan algunos estudios que igualmente multiplican por cuatro el riesgo de accidentarse.

En este sentido, la DGT recuerda que, a 120 km/h, un vehículo recorre en 3 segundos una distancia superior a un campo de fútbol. Algo que hay que tener muy presente si se realizan actos como encender un cigarrillo (4 segundos), ajustar la radio o el CD (6 segundos), responder a una llamada telefónica (8 segundos) o marcar un número de teléfono (13 segundos).