Pablo Iglesias
El secretario general de Podemos, Pablo Iglesias, en una rueda de prensa ofrecida en la sede de la formación, en Madrid. EFE

El secretario general de Podemos, Pablo Iglesias, ha confirmado este domingo que va a seguir al frente del partido, al obtener el apoyo del 68% de los inscritos que han participado en la consulta sobre su continuidad tras la polémica compra de su chalé de más de 600.000 euros. No obstante, ha señalado que toma "nota" del 31% de los simpatizantes que han pedido su dimisión.

"Quiero agradecer la participación en la consulta y los apoyos recibidos. También quiero decir que tomo nota del mensaje del 30% de inscritos que no nos han apoyado. No han sido días fáciles para nosotros, pero tampoco para la gente de Podemos", ha asegurado en un mensaje que ha difundido en las redes sociales.

Tras destacar que la participación en la consulta recién finalizada es la "más numerosa" de la historia de Podemos, Iglesias ha considerado que su obligación es "seguir al frente de Podemos y representar dignamente tanto al 70% que me apoya como al 30% que querría otro secretario general".

El líder de Podemos, que ha valorado el ejercicio de "rendición de cuentas" que supone la consulta, ha censurado que la "opinión publicada" haya sido capaz de forma casi unánime de convertir un asunto privado "en un debate público nacional y en un debate interno".

"Cometo errores y seguramente los seguiré cometiendo, pero nadie podrá decir que nos aferramos al cargo o que nos escondimos ante la crítica. Creo humildemente que hemos vuelto a demostrar que somos distintos", ha escrito Iglesias, que considera que las consultas "revocatorias" deben "normalizarse" en los partidos porque la elección para un cargo "no debe ser un cheque en blanco".

Mensaje de Irene Montero

La portavoz de Podemos en el Congreso y pareja de Iglesias, Irene Montero, cuya continuidad también estaba en juego en la consulta convocada tras ponerse en duda su credibilidad por la citada compra de la casa, también ha confirmado que tras estos resultados seguirá "trabajando duro".

"A quienes nos habéis apoyado, gracias por participar, por dar argumentos a amigos y familiares, por sentir el proyecto colectivo como propio y cuidarlo y protegerlo. A quienes habéis votado en contra, gracias también por expresar vuestra posición con honestidad: espero convenceros con mi trabajo de aquí en adelante", ha asegurado en el mensaje que también ha publicado en las redes sociales.

Según la portavoz parlamentaria, "participación y resultado son un contundente mensaje", que es que "se equivocaban quienes pensaban que era mejor no consultar y no escuchar la decisión de la gente de Podemos". "Se equivocaban quienes desde las cloacas pusieron la máquina del fango a pleno rendimiento porque pensaron que éste podría ser un golpe definitivo para el proyecto. Seguimos", afirma.