Ciudadanos y su estrategia de paños fríos y calientes al PP en la Asamblea de Madrid

  • Vota junto al PP para que no haya sesión de control a Garrido y no exigirá que Cifuentes entregue el acta.
  • Propone un debate sobre el “cuponazo  vasco” para dejar en evidencia al PP.
Ignacio Aguado, portavoz de Ciudadanos en la Asamblea de Madrid.
Ignacio Aguado, portavoz de Ciudadanos en la Asamblea de Madrid.
Europa Press

Ciudadanos ha continuado este viernes con su estrategia de paños fríos y calientes al PP en la Asamblea de Madrid, alternando un voto junto a los populares para que no haya sesión de control al Gobierno la semana que viene y una propuesta para debatir sobre el "cuponazo vasco", como han llamado al cupo vasco, para que todos los grupos dejen clara su posición, incluido el PP, que a nivel nacional cerró en 2017 un acuerdo con el PNV por el que fijaba una devolución del Estado central al Gobierno vasco de 1.400 millones.

El portavoz de Ciudadanos, Ignacio Aguado, ha explicado en rueda de prensa al término de la Junta de Portavoces de este viernes que en el Pleno de la semana que viene finalmente se había decidido que no haya sesión de control al Gobierno, esto es, al presidente en funciones, Ángel Garrido, y que el Pleno se limite al discusión de proposiciones de ley y no de ley que presentan los grupos.

"En esta situación de excepcionalidad, donde no tenemos un presidente sino un presidente del Gobierno dimitido, en funciones, no tiene demasiado sentido una sesión de control", ha explicado Aguado, después de haber reprochado al PP que "seguimos sin candidato" nueve días después de la dimisión de Cristina Cifuentes.

"Entendemos que para el PP no parece prioritario que haya un presidente en la Comunidad de Madrid", ha dicho Aguado, que ha hablado de "luchas internas" en este partido y de "decisiones orgánicas" para designar a un candidato a una investidura que Ciudadanos apoyará porque el PP fue la lista más votada en 2015.

Aguado no se ha extendido más en el acuerdo para que no haya sesión de control al Gobierno la semana que viene, pero posteriormente la portavoz de Podemos, Lorena Ruiz-Huerta, ha detallado que se ha tratado de una propuesta del PP para que Garrido no se someta a las preguntas de los grupos, que ha contado también con el voto afirmativo de Ciudadanos y con la oposición de PSOE y Podemos.

"En la Junta de Portavoces se ha acordado por mayoría, por el PP por razones obvias, que no le interesa que haya sesión de control y cuenta con la colaboración de Ciudadanos, que va cambiando cada semana para apoyar y dejar de apoyar la celebración de la sesión plenaria", ha dicho Ruiz-Huerta.

La portavoz de Podemos también ha afeado a Ciudadanos que no apoye la candidatura que, a la espera de que la dirección nacional del PP designe al suyo, ya existe, la del portavoz socialista Ángel Gabilondo.

"Ciudadanos no impone ninguna condición (al candidato del PP), a lo único que aspira es a seguir sosteniendo el Gobierno, esperando a su momento para hacer un recambio al PP, con la mayor irresponsabilidad", ha dicho.

Ciudadanos insiste en que el PP tiene que presentar a un candidato "limpio" y que, en ese caso, la respaldará la investidura con sus votos en la Asamblea, necesarios para que el PP tenga mayoría, porque cree que corresponde a la lista más votada en 2015 formar Gobierno.

Para Ciudadanos, un candidato "limpio" es la única condición que cabe exigir y este viernes Aguado rechazó que vaya a exigir al PP que Cifuentes entregue el acta de diputada regional que ha decidido conservar.

Es más, el portavoz popular, Enrique Ossorio, ha considerado probable que la expresidenta acuda a su escaño en el Pleno del próximo 10 de mayo e incluso ha anunciado que va a dirigir un escrito a la Mesa de la Cámara para cambiar "la ubicación de los diputados", en el que se estudiará la nueva posición de Cifuentes.

Según ha explicado Aguado, "nuestra exigencia está cumplida" con la dimisión de Cifuentes, por lo que ha descartad que vayan a pedir que deje el acta.

"Hemos conseguido lo que queríamos, que era apartarla de la presidencia, de ser la máxima responsable de la Comunidad de Madrid, Si ella quiere conservar su acta de diputada, estará en su derecho. Es su decisión", ha dicho Aguado.

Cupo vasco contra el PP

No todo han sido coincidencias con el PP este viernes. Ciudadanos ha roto su variable armonía con los populares registrando una proposición no de ley para debatir en el Pleno del 10 de mayo relacionada con el "cuponazo vasco" y que obligará al PP a retratarse sobre un instrumento que el partido naranja considera "injusto" y que el Gobierno de Mariano Rajoy acordó con el PNV hace justo un año.

"El cuponazo vasco, que se aprobó en el Congreso, es injusto para España, son mejores condiciones económicas basadas en un cálculo injusto", ha dicho Aguado para explicar por qué ha llevado este acuerdo financiero con el País Vasco a la Cámara madrileña.

"No nos gusta y vamos a llevar este debate a la Asamblea para ver si (el resto de grupos) lo considera como nosotros injusto", ha concluido.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento