La información publicada este jueves por The New York Times, según la cual uno de los pilotos del avión de Germanwings estrellado el martes en los Alpes salió de la cabina y no pudo volver a entrar porque estaba bloqueada, añade aún más incógnitas sobre las causas del accidente. ¿Qué mecanismos de seguridad tienen esas cabinas? Un vídeo oficial de Airbus y fuentes del Sindicato Español de Pilotos de Líneas Aéreas (SEPLA) explican su funcionamiento, el cual permite que el piloto pueda bloquear la puerta desde dentro sin permitir el paso.

Tras los atentados del 11 de septiembre de 2001, la Organización de Aviación Civil Internacional estableció que la puerta de las cabinas de los aviones debe ser blindada, con el objetivo de que nadie ajeno a la tripulación pueda entrar en ellas. "Desde entonces se restringió mucho el acceso. Antes las puertas eran fácilmente violables", señalan a 20minutos desde el SEPLA.

Tras esta norma, obligatoria para todas las compañías en todos los vuelos, la puerta es controlada por los pilotos con una pequeña palanca que tiene tres posiciones: abierto, normal y bloqueado, según recoge la grabación del fabricante de aeronaves europeo. La posición habitual es 'normal', con lo que la puerta va cerrada durante el trayecto.

El procedimiento a seguir para los miembros de la tripulación que quieran entrar en el habitáculo es el de llamar a través de un teléfono. Los pilotos, que pueden ver mediante unos monitores quién se encuentra al otro lado, deciden si permitir o no el acceso. Si sube la palanca, la puerta se abre.

Independientemente de este mecanismo, el vídeo y las fuentes del SEPLA apuntan que existen unas claves de seguridad para entrar. Desde el sindicato comentan que cada compañía determina quién tiene conocimiento de esas claves, siendo habitual que las conozca la tripulación, al menos el sobrecargo. 

Una vez tecleado el código, el sistema establece 30 segundos durante los cuales los pilotos pueden denegar el paso. Si transcurrido ese tiempo el piloto no toma ninguna medida, o sufre una indisposición y se encuentra inconsciente, la puerta se abre, siempre y cuando la palanca no esté en la posición de bloqueo. En esa circunstancia, la clave no funciona y no hay manera de pasar a la cabina.

En el caso del Airbus A320 siniestrado se desconoce qué pudo pasar. Si se confirma la información publicada por The New York Times, el piloto que se encontraba en el interior de la cabina pudo bloquear la puerta conscientemente pero no se puede descartar tampoco que se produjese una avería en el sistema. Todas las hipótesis están abiertas.