La jueza mantiene en prisión a Dani Alves por la presunta violación a una joven

El futbolista Dani Alves, durante el Mundial de Qatar el pasado diciembre.
El futbolista Dani Alves, durante el Mundial de Qatar el pasado diciembre.
Getty Images
El futbolista Dani Alves, durante el Mundial de Qatar el pasado diciembre.

A Dani Alves se le complica una posible salida de la cárcel. La jueza ha decidido este martes que el futbolista sigaa en prisión al rechazar la petición de la defensa para que quedara en libertad por la presunta violación a una joven en la discoteca Sutton de Barcelona y apreciar que existen "indicios de criminalidad" contra el jugador.

La defensa del futbolista había argumentado que Alves habría mantenido relaciones sexuales consentidas con la presunta víctima. Ahora, ante esta decisión, su abogado, Cristóbal Martell, tiene la posibilidad de presentar un recurso ante la Audiencia de Barcelona.

Con esta nueva decisión, el exfutbolista del FC Barcelona permanecerá más tiempo en la cárcel, donde lleva desde el pasado 20 de enero cuando la jueza estimó que "existen indicios mucho más que suficientes" para considerar que aquella noche sí que hubo violación en la discoteca Sutton de Barcelona.

La jueza ya había descartado una petición igual del jugador, y la Audiencia de Barcelona avaló su decisión, pero Alves volvió a pedirlo tras una segunda declaración ante la jueza que hizo de forma voluntaria. 

En esa nueva petición se mandó un escrito en el que rechazaba la existencia de riesgo de fuga alegando que tiene motivos suficientes para que le proclamen inocente. Además, entregó un informe sobre las imágenes grabadas por las cámaras de seguridad de la discoteca. Con ellas querían que se tomase lo ocurrido como algo propio de "un galanteo sexual", así como intentar hacer ver que existían discrepancias entre sea grabación y las explicaciones de las amigas de la víctima.

Otra de las cuestiones que, en opinión de la jueza, no han variado desde que Alves ingresó en prisión es su riesgo de fuga, que sigue siendo el mismo teniendo en cuenta que el futbolista cuenta con doble nacionalidad española y brasileña, sin que existan convenios de extradición con su país de origen.

A ello se suma, añade el auto, su inminente divorcio: su esposa, la modelo Joana Sanz, anunció el mes pasado a través de las redes sociales su intención se separarse de él tras ocho años de matrimonio.

El pasado mes de febrero, la Audiencia descartó dejar en libertad provisional al futbolista, al concluir que presenta un elevado riesgo de fuga, dada su "capacidad económica abultada" y porque los indicios que lo incriminan son "severos" y "diversos".

20minutos.es líder en los diarios más leídos en internet. Consulta las últimas noticias en el diario gratuito de referencia en España.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento