Sergio Ramos claudica y acepta la renovación a la baja... pero el Real Madrid ya prepara su despedida

Sergio Ramos, cabizbajo en el banquillo del Real Madrid
Sergio Ramos, cabizbajo en el banquillo del Real Madrid
EFE

Tanto ha estirado la cuerda Sergio Ramos con el Real Madrid que puede haberse roto. Después de más de un año de negociaciones, especialmente en los últimos seis meses, el capitán blanco ha claudicado y acepta la renovación a la baja: un año con una reducción del 10% de sueldo. Ahora el problema es que es tarde.

Según informó 'Deportes Cuatro', el club ha retirado esta oferta, dado que el futbolista se ha devaluado y la consideran demasiado generosa. Pese a que es toda una leyenda de la historia del Real Madrid, la relación entre Ramos y Florentino Pérez está tan desgastada que a día de hoy se antoja muy complicado que vayan a arreglarse las cosas. 

Después de rechazar varias veces esta oferta, ahora el futbolista ve como una amenaza real que se va a quedar sin equipo para el año que viene, a falta de poco más de 20 días para que finalice su actual contrato. 

El futuro del Real Madrid no pasa por él. Carlo Ancelotti se ha mantenido al margen, al considerar que este es un asunto que deben tratar directamente el capitán y el presidente, pero con la llegada de Alaba y el buen momento de Militao da por zanjada la cuestión del central, con la duda también de si seguirá Varane.

El Madrid prepara su despedida... y espera una llamada

Lo que no quiere Florentino Pérez es que le echen en cara que otra leyenda del club se va mal. Ya ocurrió con Vicente del Bosque y Fernando Hierro (con el primero la relación se rompió del todo, el segundo acabó siendo años después segundo entrenador con Ancelotti), Raúl González, su actual entrenador del Castilla, y con Iker Casillas, que ha regresado a un puesto menor en la Fundación.

Quieren que Sergio Ramos se despida del Madrid con honores, en un acto en el que estén presentes los 22 trofeos que ha ganado en los 16 años en los que ha estado en el Madrid.

Sólo hay una posibilidad para llegar a un acuerdo: una llamada. Según 'Marca', Sergio Ramos debe dar el paso de aceptar la derrota en el pulso con Florentino y, en ese momento, se considerará el nuevo contrato, que en ningún caso tendrá las pretensiones iniciales del futbolista y que será incluso más barato en términos económicos para las arcas del club.

En caso de que aún así no lleguen a un acuerdo, ya hay otros clubes llamando a su puerta. Uno de ellos, el Sevilla.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento