Con unos gráficos sobresalientes como carta de presentación, llega a las nuevas consolas el videojuego de skate 'Skate' (valga la redundancia).

A diferencia de la franquicia 'Tony Hawk' (indiscutible reina del género), este juego se aleja de las acrobacias imposibles y las complejas combinaciones de botones para ofrecer un control más simplificado.

El manejo se centra en el uso de los dos sticks analógicos del mando

El manejo se centra sobre todo en el uso de los dos sticks analógicos del mando. Esto no significa que las pruebas vayan a ser fáciles. Es más, la dificultad excesiva de algunos retos puede echar para atrás a más de uno y a más de dos.

Aunque si te quedas atascado, siempre puedes recurrir al modo multijugador online y competir contra otra persona para ver quién es el menos torpe de los dos.

En cuanto a las animaciones, escenarios y ejecución de movimientos, la nota predominante es el realismo, algo que encantará a los aficionados a este deporte. Tony ya no es el único skater en la ciudad.

OTRAS CRÍTICAS