De Alejandro a Iscandar: el policía granadino que se convirtió al Islam, cambió de nombre y ha sido detenido por posible yihadismo

El pasado jueves un policía local de Granada fue detenido en una operación de la Guardia Civil contra el yihadismo en el municipio granadino de La Zubia.
El pasado jueves un policía local de Granada fue detenido en una operación de la Guardia Civil contra el yihadismo en el municipio granadino de La Zubia.
El pasado jueves un policía local de Granada fue detenido en una operación de la Guardia Civil contra el yihadismo en el municipio granadino de La Zubia.
La Guardia Civil detiene a un presunto yihadista.
EFE

El pasado jueves un policía local de Granada fue detenido en una operación de la Guardia Civil contra el yihadismo en el municipio granadino de La Zubia. El agente prestó declaración policial el sábado. Aseguró que no practica el islam ni se ha acercado a esta religión y descartó cualquier contacto con entornos yihadistas. Sin embargo esta persona, que se llamaba Alejandro, es Isbin Ben Iscandar desde 2021.

En la operación le fueron intervenidos dos teléfonos móviles y una tableta, junto a su arma reglamentaria y a una escopeta de caza que contaba con todos los permisos en regla. La Guardia Civil le investigaba desde octubre del año pasado, con un seguimiento de sus movimientos que no lo vincula con entornos radicales.

El policía fue denunciado porque consumía material yihadista. Al parecer, un compañero aseguró que Alejandro visionaba vídeos de ese tipo en su trabajo. El juzgado número 1 de la Audiencia Nacional, encargado de la causa, ordenó su puesta en libertad provisional acusado de un delito de autoadoctrinamiento.

Nada sospechoso en el teléfono

En su declaración, el detenido negó toda vinculación relacionada con el objeto de su detención. Según explicó su abogado, Félix Fernández, el análisis preliminar del teléfono intervenido al policía no reveló los indicios que "se pensaba descubrir". El letrado asegura que pedirán el archivo de la causa.

De momento, la Audiencia Nacional le ha retirado el pasaporte y el permiso para portar armas. Otras de las medidas impuestas por el juez son la obligación de acudir al juzgado cada 15 días y la prohibición de salir de territorio nacional.

Policía local desde 1990

Un vehículo de la Policía Local de Granada en una imagen de archivo.
Un vehículo de la Policía Local de Granada en una imagen de archivo.
EUROPA PRESS

Horas después de declarar, el agente solicitaba su baja laboral, por lo que no se ha incorporado a su puesto en la Policía Local de Granada, cuerpo del que es miembro desde 1990.

En estos 34 años, no ha recibido ningún parte laboral ni ha tenido problemas o bajas por salud mental. De nacionalidad española, su nombre era Alejandro hasta hace tres años, cuando decidió hacerse llamar Isbin Ben Iscandar.

De Alejandro a Iscandar

Vivía en La Zubia, donde no era especialmente conocido, y se convirtió al Islam en 2021. Después se habría radicalizado. Se menciona que el historial en redes sociales de este policía muestra que daba "me gusta" a webs relacionadas con Marruecos y el Islam.

Su abogado ha explicado a Canal Sur que su cliente estudia árabe porque se lo ofertaron en la formación de su empleo. Pero Iscandar también estudia ruso y domina el inglés, el francés y el portugués.

Facilidad para los idiomas

"Peculiar" y "huraño", según personas que le conocen desde hace años que cita El Español, Alejandro es originario de la localidad granadina de Monachil. Allí se crió y de allí es su familia. Pasó un tiempo en Francia y por eso habla francés, aunque ya se ve que tiene facilidad para los idiomas.

Según este periódico, Iscandar se radicalizó a través del programa de mensajería Telegram. Pese a haberse convertido al Islam, de lo visto en sus redes sociales se deduce que le gusta la cerveza (hasta tiene hasta marca favorita). Otros grupos que visitaba eran propios de sus intereses: "Belleza y cultura árabes", "Todos contra la islamofobia", "Marruecos de mis amores" y otros en árabe.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento