Melisa Tuya  Redactora jefe de '20minutos'

Alemania y los perros españoles

Un galgo ladrando en la protectora de animales ANAA.
Un galgo ladrando en la protectora de animales ANAA.
Jorge París

Ahí sigue Ucrania en guerra, aunque con el transcurso de las semanas y la irrupción de nuevos temas de interés nos vamos habituando a esa tragedia, como ha sucedido siempre con todo horror asentado en las portadas de los periódicos. Ucrania sigue en guerra y el drama humano tiene su reflejo en los animales domésticos. Otra constante. 

Me contaba hace pocos días la presidenta de una veterana protectora que los refugios de animales españoles están contribuyendo a amortiguar esta tragedia de una manera indirecta, pero que se va a percibir más pronto que tarde.  

Al comenzar la invasión rusa ofrecieron su ayuda trayendo animales a España, pero la distancia y la obligación de cuarentenas al ser Ucrania un país en el que aún hay rabia, lo dificultó. Afortunadamente las entidades de protección animal de países limítrofes, sobre todo Polonia, están ayudando tanto como pueden, y es Alemania la que se está erigiendo como bastión de los perros y gatos sin hogar ucranianos.

Alemania, precisamente el país en el que se adoptan hasta el 80% de los animales que recogen algunas protectoras españolas. Alemania está llena de perros patrios. Alemania se está llenando ahora de perros ucranianos que necesitan una segunda oportunidad. Y bien está que así sea, pero eso se va a traducir en menos espacio en nuestros refugios para acoger la riada continua de abandonos.

Se traduce también en un toque de atención para que pongamos orden en nuestra casa; para que no tengamos que depender de terceros países a la hora de vaciar nuestros cheniles. 

En Alemania está mal visto comprar un perro de raza sin ton ni son y no hay tanto perro como gente deseosa de sumar un can a la familia. Por eso desde hace un par de décadas es habitual que refugios españoles organicen regularmente viajes en furgonetas cargadas de trasportines y esperanza. 

Toca trabajar en serio para que en nuestro país, al igual que sucede en algunos vecinos europeos, podamos enorgullecernos de ayudar adoptando perros extranjeros.  

Mostrar comentarios

Códigos Descuento