Aramís Fuster regresa a 'Sálvame' pese a que juró no volver: "Yo me veía en Chicago con Obama, y Michelle estaba de acuerdo"

Aramís Fuster, en 'Sálvame'
Aramís Fuster, en 'Sálvame'
MEDIASET

El 13º aniversario de Sálvame sigue dando sorpresa tras sorpresa. Si han tardado una década en volver a traer a Pipi Estrada, que ha estado como colaborador durante todo el programa, también ha habido lugar para más sorpresas: el regreso de Paquita de Mónaco o de Aramís Fuster, que juró no volver.

Sobre la primera que ha querido pronunciarse ha sido sobre Paz Padilla, haciendo referencia al famoso vídeo en el que cantaba una saeta a Aramís mientras esta se alejaba, enfadada con el programa: "Esa señora es una desgracida. Habría que llamarle guerra en vez de paz. La han echado de todos los sitios".

También ha soltado algún que otro dardo a Jorge Javier ("habéis tardado siete años en volver a llamarme otra vez"), sobre uno de sus amores más importantes ("yo tengo el cociente intelectual mucho más alto que Mario Conde y no podía estar con él ya") o sobre sus aventuras surrealistas con el expresidente Obama.

"Su avioncito se llamaba Air Force One. Yo me veía en Chicago con él, y Michelle estaba totalmente de acuerdo. Le decía: 'go, go, go'", ha contado Aramís ante la cara de sorpresa y asombro de Adela González, que no podía creer lo que estaba escuchando. 

"Tengo 701 años y no me he operado en la vida", ha afirmado con rotundidad. "Yo no me pongo cremas por las noches, no las necesito. Yo lo que me pongo son velas".

Mostrar comentarios

Códigos Descuento