El Supremo descarta la imputación de Iglesias y devuelve el 'caso Dina' a la Audiencia Nacional

  • El Alto Tribunal pide al juez instructor que investigue más y se alinea con el criterio de la Fiscalía.
  • Pide a García Castellón que cite a la exasesora del vicepresidente o archive la causa.
El vicepresidente del Gobierno y ministro de Derechos Sociales y Agenda 2030, Pablo Iglesias, durante el acto de clausura de la presentación del informe del Consejo Económico y Social de España (CES).
El vicepresidente del Gobierno y ministro de Derechos Sociales y Agenda 2030, Pablo Iglesias, durante el acto de clausura de la presentación del informe del Consejo Económico y Social de España (CES).
Marta Fernández Jara - Europa Press

El Tribunal Supremo descarta imputar al vicepresidente segundo del Gobierno, PabloIglesias, por el 'caso Dina'. El Alto Tribunal ha decidido este miércoles devolver la causa en la que se investiga el robo del móvil de la exasesora de Iglesias Dina Bousselham al juez de la Audiencia Nacional Manuel García Castellón, para que practique nuevas diligencias o archive la causa.

Según fuentes judiciales, el Supremo cree que el trabajo de la Audiencia está inacabado y pide a Castellón que investigue más para probar si Iglesias cometió los delitosde descubrimiento y revelación de secretos; daños informáticos; y acusación y denuncia falsa. En la exposición razonada que elevó al Supremo, Castellón asegura que el vicepresidente “usó de forma fraudulenta este proceso para intentar lograr algún tipo de ventaja electoral" y que el culpable de que la tarjeta estuviera "inservible" una vez la recuperó su dueña. Para ello, el Supremo pide citar a la afectada

"La Sala ha concluido que es necesario devolver lo actuado al Juzgado Central de Instrucción con el fin de que lleve a cabo varias diligencias ampliatorias que el alto tribunal detalla en su auto, entre ellas la declaración de Dina B.", reza el auto, en el que el Alto Tribunal destaca que su criterio coincide con el de la Fiscalía. El Ministerio Público aseguró ya en noviembre que García Castellón no había realizado las diligencias suficientes. Por su parte, la Fiscalía Anticorrupción de la Audiencia rechazó que hubiera motivo alguno para investigar a Iglesias.

El futuro del vicepresidente, pues, queda en manos de su exasesora, ya que, según el Código Penal, para condenarle por los delitos de los que se le acusa debe haber una denuncia de la persona agraviada, en este caso, Bousselham.

La exasesora de Iglesias también será clave para la investigación del delito de daños informáticos, del que se acusa a Iglesias pese a que un informe pericial descartó que fuera él el autor material de que la tarjeta de Bousselham estuviera irrecuperable. El Supremo considera "necesario" ampliar dicha investigación informática para saber si la tarjeta "era accesible cuando se la entregó Iglesias, cual fue el sistema o la técnica empleada para proceder al borrado, eliminación, deterioro, inservibilidad o inaccesibilidad de los archivos que la tarjeta contenía, y si es posible proceder a la recuperación de todos estos datos y fecha del último acceso". 

Sobre la investigación sobre la posible denuncia falsa, el Supremo recuerda que Castellón "parte de que Dina B. mintió al ser consciente de que las capturas de pantalla publicadas por un medio de comunicción eran las que ella había enviado a otras personas y que el aforado lo sabía". Sin embargo, la Sala apunta que “en la determinación del origen de los archivos procedentes de la referida tarjeta de memoria publicados en diversos medios, sin indicios concluyentes, se abandonan diversas líneas de investigación".

"Que se elevase la exposición razonada hace que algunas actuaciones de los jueces pongan en peligro el prestigio de la Justicia", ha dicho, por su parte, Rafael Mayoral, coportavoz de Podemos. En declaraciones a los medios, ha celebrado que el Supremo "ponga las cosas donde estaban".

Mostrar comentarios

Códigos Descuento