El caso de Eluana abre de nuevo el debate sobre la eutanasia, "un asunto pendiente"

  • La Asociación Derecho a Morir Dignamente (ADMD) dice que Eluana Englaro en "un caso vergonzoso" y critica la postura de la Iglesia.
  • El Gobierno no abordará el tema de la eutanasia hasta, al menos, la próxima legislatura pero reconoce que "es un asunto pendiente".
  • Desde la Federación Provida se afirma que "hay que respetar, sin dar el empujón, el momento de la muerte de cada uno".
  • ENCUESTA: ¿Te parece bien que se deje vivir a la joven italiana?
Eluana Englaro, en una imagen de archivo.
Eluana Englaro, en una imagen de archivo.

Eluana Englaro es uno de nombres propios de esta semana. La mujer italiana se encuentra en estado vegetativo desde hace 17 años y desde este viernes una clínica de Udine, donde permanece ingresada, ha comenzado el protocolo de interrupción gradual de la alimentación asistida que la mantiene con vida en un proceso que ha vuelto a despertar el eterno debate sobre la eutanasia, esta vez en el país transalpino.

Lo que está ocurriendo con Eluana es un caso vergonzoso

En España la cuestión generaría la misma polémica que en Italia. Unos a favor, otros en contra. Y entre medias los médicos, que intentan siempre hacer lo mejor por sus pacientes.

Por un lado, el coordinador de la Asociación Derecho a Morir Dignamente (ADMD), César Caballero, afirma que lo que está ocurriendo con Eluana es "un caso vergonzoso ya que se está abriendo un debate cerrado desde hace años".

Caballero recuerda que si el enfermo o los familiares lo solicitan, siempre en casos irreversibles, los médicos pueden garantizar una muerte digna para el paciente. "Es algo legal y no habría problema ético", comenta. Para él, un coma vegetativo como el que sufre Eluana es irreversible ya "quizá salga de ello una persona de cada 50 millones".

Un testamento vital evitaría a los médicos tener que interpretar la voluntad de cada persona

Además, recuerda el caso de Inmaculada Echevarría, la mujer de 51 años que padecía distrofia muscular progresiva y que en 2007 expresó su deseo de que le retiraran el respirador que la mantenía con vida. Murió el 15 de marzo de ese año.

Para el representante de ADMD, la Iglesia es la única institución que pone reparos a este tipo de casos. "Nosotros somos los que decidimos el tratamiento que queremos recibir y cómo queremos morir, no puede (la Iglesia) imponer su modelo ético a los demás", sentencia mientras recuerda que desde su asociación se intenta "siempre que la gente agote la vida de calidad que le queda".

"Nunca puede justificarse la eutanasia"

La otra versión la encontramos en Alicia Latorre, presidenta de la Federación Española de Asociaciones Provida, que afirma que "nunca puede justificarse la eutanasia y que hay que respetar, sin dar el empujón, el momento de la muerte de cada uno".

Hay que respetar, sin dar el empujón, el momento de la muerte de cada uno

Para Latorre, quitar la alimentación e hidratación a Eluana "es matarla" y recuerda que "hay una petición firmada por 25 neurólogos el estado de Eluana no es irreversible". "En cualquier caso -continúa-, no podemos disponer de la vida de nadie porque nos parezca que así no merece la pena vivir. Eluana tiene la misma dignidad que cuando estaba sana".

Sobre el futuro de la eutanasia en España, la responsable de la Federación espera que nunca se apruebe. "La solución nunca es matar al enfermo. Matar, disponer de la vida de otros y enmascararlo con una capa de compasión no es progreso. Es progreso valorar a todo ser humano y respetar su vida para nacer y morir. No es progreso decidir qué vidas son  dignas de ser vividas y cuales no", subraya.

Eluana fallecería de desnutrición, no de su enfermedad

Tratamiento o cuidado

El doctor Rogelio Altisent, experto en ética médica de la Organización Médica Colegial (OMC) y ex presidente de la Comisión de Deontología de dicho organismo, señala que el debate sobre el caso de Eluana se centra en si la alimentación que recibe es tratamiento o cuidado. En el primer extremo, la muerte estaría enmarcada en la legalidad; en el segundo no.

"Por lo que tengo entendido del caso, Eluana fallecería de desnutrición, no de su enfermedad", explica Altisent que, al mismo tiempo, señala que hay tener en cuenta la decisión judicial y respetarla. Además, apunta que un testamento vital hubiera dejado más claro el asunto y que una ley que trate cada caso particular no solucionaría los problemas relacionados con estos casos.

¿Una ley sobre eutanasia?

El pasado martes, el Congreso de los Diputados rechazó una propuesta de crear una comisión para estudiar los asuntos relativos a la eutanasia. César Caballero comenta que sería un paso para "abrirnos a una ley que diga a los pacientes qué herramientas pueden usar al final de su vida". El ministro de Sanidad, Bernat Soria, ha comentado en alguna ocasión que la "eutanasia es una asignatura pendiente en la sociedad española" que quizá se pueda plantear en la próxima legislatura. Habrá que estudiar, cuando llegue el momento, caso por caso.

Pero "el Gobierno no tiene interés", responde César Caballero que no cree que haya una ley sobre eutanasia en los próximos 25 años. "Somos escépticos", concluye. Holanda y Bélgica son pioneros en este tema. El futuro dirá qué pasará en nuestro país.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento