El Congreso se prepara para una eventual investidura el 30 de diciembre

  • La Mesa habilita los trabajos de la Cámara también entre viernes y lunes, que permitiría empezar el 27 y terminar el 30.
La presidenta del Congreso, Meritxell Batet, este viernes.
La presidenta del Congreso, Meritxell Batet, este viernes.
EFE

La sesión de investidura todavía no tiene fecha, pero el Congreso se prepara para que todo esté listo para celebrarse en los últimos días del año. La Mesa de la Cámara ha acordado este lunes habilitar los días “que sean precisos” para que la sesión de investidura sea en diciembre, un trámite necesario para los casos en los que la sesión no se celebrara en los días previstos en el Reglamento -de martes a jueves-. Esto abre la puerta a una sesión de investidura que empezara el viernes, 27, continuara con una primera votación el sábado 28 y terminara con un segundo y definitivo voto el lunes 30.

En todo caso, la decisión no cierra la puerta a que la investidura se retrase una semana más y se complete el domingo 5 de enero, puesto que fuentes parlamentarias han indicado que la autorización que ha acordado este lunes la Mesa solo tiene efectos en periodo hábil, diciembre incluido, y que enero no sería necesaria porque al ser mes inhábil en el Congreso la decisión sería solo competencia de su presidenta, Mertixell Batet.

Sin embargo, la decisión de que el Congreso esté en funcionamiento el próximo fin de semana hace que la investidura entre el 27 al 30 de diciembre se mantenga como opción posible. Será posible porque la Mesa ha acordado que esos días -de viernes a lunes- se puedan celebrar sesiones, cuando el reglamento establece que “las sesiones, por regla general, se celebrarán entre días comprendidos entre el martes y el viernes”. 

Mostrar comentarios

Códigos Descuento