Los 'baby boomers' de las grandes ciudades votan a Ciudadanos, pero no son fieles al partido

El líder de Ciudadanos, Albert Rivera, en un "encuentro ciudadano" en Valencia.
El líder de Ciudadanos, Albert Rivera, en un "encuentro ciudadano" en Valencia.
20minutos | EFE/Biel Aliño

El resultado que vaticinan todas las encuestas para Ciudadanos en las elecciones de este 10 de noviembre dice mucho de su electorado. Al igual que le sucedió en la repetición electoral de 2016, cuando pasó de 40 a 32 escaños, en esta ocasión los sondeos estiman que perderá más de la mitad de sus representación, que actualmente es de 57 escaños, la mayor desde su aterrizaje en el Parlamento.

Además del voto de castigo que pueda sufrir por no pactar con el PSOE y desbloquear la investidura, responde a que el votante de la formación naranja es el menos fiel de todos los partidos.

Pero entre los que optan por la papeleta naranja hay muchas cosas en común y, entre otras cosas, su edad. Según el CIS, el partido de Albert Rivera resulta más atractivo entre los jóvenes de 18 a 24 años y entre los de 35 y 44 años. 

Es por ello que la edad media de su votante es de 44 años -apenas recibe votos de los mayores de 65- y quienes le eligen son, fundamentalmente, de la generación Baby Boomer, según Isabel Peleteiro, directora general de IMOP Insights.

"A Ciudadanos siempre se le ha relacionado como un partido bisagra"

Este hecho, además, influye en que "la mayoría de su electorado está ocupado, tiene estudios universitarios y reside en grandes ciudades", añade la socióloga. Es por ello que, antes de la convocatoria electoral, Ciudadanos hizo grandes esfuerzos en reforzar su implantación en la España rural, donde apenas tiene representación.

Según el último barómetro del Centro de Investigaciones Sociológicas, Ciudadanos resulta prácticamente igual de atractivo a hombres y mujeres, aunque el porcentaje de mujeres es mínimamente superior: 6,4% frente al 6,1% de varones.

En cuando a la poca fidelidad que le guardan sus votantes, se trata de un aspecto que responde a la juventud del partido, según Víctor Renobell, coordinador del Grado en Ciencias Políticas y Gestión Pública de la UNIR, pero no solo eso. "Siempre se le ha relacionado como un partido bisagra. Cuando no estabas de acuerdo con un partido te ibas al más próximo, que muchas veces era él", apunta por la posición de centro que siempre a profesado Ciudadanos. 

En esta ocasión, muchos de los votos que ganó Albert Rivera provenientes del PP "por la coyuntura que atravesaba el partido en esos momentos", matiza Renobell, podrían volver a sus orígenes e irse con Casado, aunque también el PSOE puede llevarse parte de la tarta naranja, según las encuestas, mientras que un alto porcentaje de abstencionistas descontentos pueden provenir del centro político.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento