En libertad 6 menores detenidos durante las protestas violentas contra un mitin de Vox en Bilbao

  • Hubo cargas policiales, 18 detenidos y dos agentes heridos.
  • Algunos manifestantes gritaron a los asistentes al mitin: "Españoles, hijos de puta".
Agentes de la Ertzaintza detienen a un hombre en Bilbao por los altercados durante un mitin Vox.
Agentes de la Ertzaintza detienen a un hombre en Bilbao por los altercados durante un mitin Vox.
Javier Zorrilla / EFE

Seis menores detenidos este domingo en Bilbao en los incidentes registrados durante las protestas convocadas en repulsa por la celebración de un mitin de Vox han quedado este lunes en libertad y bajo la custodia de sus padres, según ha informado el departamento de Seguridad del Gobierno Vasco.

Los otros doce arrestados en los disturbios permanecen en dependencias policiales mientras se siguen practicando las diligencias correspondientes.

A lo largo de la mañana estos detenidos serán puestos a disposición judicial o en libertad.

La Ertzaintza detuvo a 18 personas y dos agentes necesitaron asistencia sanitaria durante los incidentes, después de que varios centenares de personas convocadas por grupos antifascistas se concentraran en repulsa de la celebración de un mitin de Vox.

Según informó el departamento vasco de Seguridad, los incidentes y los arrestos comenzaron casi a la misma hora en que el partido de Santiago Abascal iniciaba su mitin en el Palacio Euskalduna, y en las proximidades, grupos de personas cruzaron contenedores y cortaron calles del centro de la ciudad, donde los altercados ya han finalizado.

Un amplio dispositivo policial conformado por al menos 10 furgonetas de la Ertzaintza y efectivos de la Policía Municipal, además de un helicóptero, vigilaron el exterior del palacio de congresos desde primera hora de la tarde, cuando se cortó la circulación del tranvía y el tráfico en torno a ese edificio y las calles cercanas por seguridad.

Media hora antes de que empezara el acto político, centenares de personas de grupos antifascistas se concentraron en el Parque de Doña Casilda, justo frente al Euskalduna, y desde ahí silbaron e insultaron a quienes accedían a escuchar a Abascal, al tiempo que coreaban lemas como "Españoles, hijos de puta", "Vox entzun, pim, pan, pum" y "Sin cipayos [en referencia la Ertzaintza] no sois nada".

Una barrera de varias decenas de agentes antidisturbios se colocó ante los congregados y, en un momento dado, el dirigente de Vox Javier Ortega Smith salió del edificio y intentó acercarse a los manifestantes, si bien los agentes le pararon y trataron de disuadirle, y el político exigió a un mando de la Ertzaintza que disolviera la concentración.

Ortega Smith indicó a los agentes que "esta gentuza viene a presionar, a coaccionar y a intentar que este acto no se pueda celebrar". Tras ello, preguntó a los ertzainas "quién ha autorizado esta concentración" y "por qué no se ha disuelto inmediatamente".

Cargas policiales

En ese momento, los gritos de los concentrados se incrementaron y la Ertzaintza comenzó contra las personas que participaban en la movilización, algunas de ellas con 'ikurriñas' y 'senyeras', y que lanzaron objetos contra los agentes. Los ertzainas realizaron disparos con material antidisturbios, por lo que los antifascistas se disolvieron a la carrera por el parque y la Gran Vía, donde se registraron más cargas policiales.

En paralelo, en la calle Licenciado Poza han cruzaron y prendieron fuego a un contenedor. También estuvieron cortadas al tráfico por contenedores en la calzada las calles Sabino Arana, la plaza del Sagrado Corazón, Gran Vía, María Díaz de Haro y el puente de Euskalduna, lugares todos ellos situados en las cercanías del Euskalduna.

El departamento de Seguridad indicó que los agentes que se encontraban en el paseo de Abandoibarra recibieron el impacto de varios objetos.

Los incidentes se extendieron hasta los alrededor del campo de San Mamés, donde se jugaba el partido del Liga entre el Athletic y el Valladolid.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento