Alumnos leen sus libros de texto
Alumnos leen sus libros de texto. GVA - Archivo

Todos los alumnos de Educación Primaria de Andalucía cursarán sus estudios el próximo año con libros de texto nuevos. Así lo anunció este miércoles en comisión parlamentaria el consejero de Educación y Deporte de la Junta, Javier Imbroda, quien señaló que esta medida se aplicará a los seis cursos del mencionado nivel educativo.

Para ello, el Ejecutivo dotará con más de 105 millones de euros al Programa de Gratuidad de Libros de Texto, lo que supone, según afirmó el titular del ramo, "el mayor presupuesto invertido en este programa desde su inicio". Los libros de texto se han ido renovando poco a poco a medida que se iban deteriorando, si bien la última sustitución completa se llevó a cabo en el curso 2015-2016.

Además, Educación renovará también la dotación para el alumnado con necesidades específicas de apoyo educativo. E, igualmente, se destinará una partida presupuestaria para reponer aquellos ejemplares de libros que no estén aptos para su utilización en otros niveles, como la Educación Secundaria Obligatoria (ESO) y la Formación Profesional Básica.

Las familias cuyos hijos accedan en septiembre a alguno de los seis cursos de Primaria recibirán en junio un cheque libro, así como la relación de libros correspondiente para su canje en alguna librería de su elección.

Programa "mejorable"

El programa de gratuidad de libros de texto está dirigido a todo el alumnado de Primaria y Secundaria, tanto de los centros públicos como concertados. El próximo curso, serán cerca de un millón los alumnos que se beneficien de esta medida. El sistema se desarrolla mediante un régimen de préstamo. Los libros de texto que se adquieren son propiedad de la Administración y, una vez que el curso escolar finaliza, permanecen en el centro para que puedan ser reutilizados por otros estudiantes en los cursos sucesivos.

Además del apoyo económico que supone para las familias, la Consejería de Educación destaca que este sistema de gratuidad persigue inculcar a los estudiantes, desde el ámbito educativo y familiar, la importancia de cuidar el material escolar, así como a "ser responsables de la inversión realizada en educación".

Sin embargo, y pese a la importancia que para la Junta tiene este programa, que es un derecho reconocido en el Estatuto de Autonomía, Imbroda manifestó que "tiene margen de mejora", tanto "en su gestión como en su planteamiento", motivo por el que "se está evaluando y revisando, para mejorar la eficacia y eficiencia de forma que a cada euro invertido se le saque el máximo provecho".

El consejero también apuntó que su departamento está trabajando en la revisión del concepto de material curricular de uso común, para que "se tenga en cuenta que estamos en el siglo XXI". El objetivo es "promover el uso de recursos de origen digital o de edición propia".

Desde el PP-A remarcaron la "necesidad" de ir renovando los libros. Y criticaron que el anterior Gobierno socialista afirmara que "se renovarían cada cuatro años", cuando que "a veces se ha tardado incluso seis", mientras desde el PSOE-A "se anunciaba la llegada del lobo con el cambio de Gobierno".

Consulta aquí más noticias de Sevilla.