Revisores en el metro.
Un revisor comprueba el billete de un viajero en presencia de una agente de policía. 20minutos

Más de 8.000 usuarios del metro de València fueron multados el año pasado por acceder a las instalaciones del suburbano sin un título de transporte válido. La cifra es inferior a la del año anterior, pero la cuantía de las sanciones es mayor, ya que el importe de la multa se duplicó en abril de 2018.

Esta es la principal conclusión de las acciones contra el fraude desarrolladas por Ferrocarrils de la Generalitat Valenciana (FGV) durante el pasado ejercicio en la red de Metrovalencia. Según fuentes de la entidad, durante todo el año se emitieron 8.033 "suplementos" a viajeros, tal y como denomina a las multas, frente a los 8.559 de 2017, un 6,5% menos. No obstante, la cuantía de la sanción se duplicó desde los  50 hasta los 100 euros a partir del segundo trimestre del año.

Estas sanciones se imponen como resultado de los controles aleatorios llevados a cabo por el personal de FGV en los trenes y estaciones. En 2018 se realizaron 2.964 acciones de este tipo sobre 727.276 viajeros.

Como resultado de estos controles en Metrovalencia el pasado año se registró un índice de fraude estimado del 2,69%, frente al 2,74% obtenido en 2017. Este porcentaje representa la media de los viajeros que acceden de manera irregular a los trenes y tranvías y que son detectados por parte de los agentes.

Las personas a las que se les impone este suplemento de 100 euros tienen un plazo de pago de 30 días naturales, con el descuento del 50% dentro de los primeros 15 días.

Una vez superado este proceso, y en caso de impago, se procede por parte de FGV a la presentación de la correspondiente denuncia por estafa. Tanto la Audiencia Provincial de Valencia, como la de Alicante vienen considerando, en la mayoría de sus sentencias, como autores de estafa a los viajeros que utilizan los servicios de FGV sin título de transporte válido, confirmando así los pronunciamientos judiciales de los juzgados de instrucción.

Los suplementos emitidos corresponden a personas que viajan sin el título de transporte, no lo han validado a la entrada, el título no cumple sus condiciones de validez, tiene un contenido ilegible total o parcialmente, ha caducado o corresponde a una zona distinta a la del viaje realizado.

También se considera fraude el de aquellas personas que viajan con una tarjeta de transporte personalizada suplantando a su titular, así como la recarga de un título en una tarjeta sin contacto infringiendo las normas de la empresa.

Zonas "críticas" con más fraude

Los recorridos en tramos de la red en superficie, los vestíbulos de las estaciones menos concurridas y las primeras y últimas horas del día registran un mayor número de viajeros sin título. En estas ubicaciones se están focalizando los controles, en los que participa la Policía de la Generalitat.

Consulta aquí más noticias de Valencia.