Gibraltar
Trabajadores españoles cruzan la frontera de Gibraltar a diario para trabajar en el Peñón. EFE

Los residentes en España que trabajan en Gibraltar deben tributar como cualquier otro residente fiscal en España, es decir, en función de su renta mundial de acuerdo a las reglas del IRPF, según explica la Agencia Tributaria.

En el caso de Gibraltar no es aplicable el convenio con el Reino Unido para evitar la doble imposición y prevenir la evasión fiscal, dado que el Peñón es considerado un paraíso fiscal.

Los residentes en España que trabajan en Gibraltar se aplican el artículo 80 de la Ley del IRPF sobre doble imposición internacional, que permite deducirse de la declaración de la renta lo que ya ha sido pagado en el extranjero.

La norma establece que cuando las rentas del contribuyente sean rendimientos ya gravados en el extranjero, se podrá deducir la menor de las siguientes cantidades: el importe satisfecho en el extranjero por razón de un impuesto análogo o el resultado de aplicar el tipo medio efectivo de gravamen a la parte de la base liquidable gravada en el extranjero.

Respecto a la pensión futura, fuentes gubernamentales indican que están a la espera de ver cómo concluyen las negociaciones en torno al brexit para ver cómo quedan los derechos de los trabajadores que hayan generado su pensión en Gibraltar.

Una vez resuelto el asunto, en las próximas semanas podrían abordarse las modificaciones necesarias para que tanto los pensionistas españoles en Reino Unido y los británicos en España mantengan sus coberturas.