Trèbes
Un gendarme monta guardia en los alrededores del supermercado de la cadena "Système U" donde se ha llevado a cabo una toma de rehenes en un supuesto acto terrorista en Trèbes (Francia) EFE

Redouane Lakdim, el terrorista que este viernes mató a tres personas entre Carcasona y Trèbes (sur de Francia) antes de ser abatido por la policía, era un "delincuente común" de 26 años y de quien las autoridades no pensaban que se había radicalizado.

El ministro francés del Interior, Gérard Collomb, ofreció detalles acerca del autor de la toma de rehenes en un supermercado, al que catalogó de "pequeño traficante" y que decidió "pasar a la acción" de manera solitaria e imprevista.

Collomb explicó que el autor de los ataques "venía de Carcasona" y que era un "pequeño delincuente conocido por posesión de estupefacientes", pero que "no se podía decir que iba a pasar a la acción".

Estado Islámico reivndica el ataque

El grupo terrorista Estado Islámico (EI) ha reivindicado la autoría del tiroteo. En un comunicado difundido por la agencia Amaq (vinculada al grupo yihadista) se asegura que el atacante es "un soldado del Estado Islámico" y que actuó "en respuesta a las llamadas a golpear a los países de la coalición" internacional capitaneada por Estados Unidos.

Esa alianza militar interviene en Siria y en Irak en contra del grupo terrorista, que en 2014 declaró un califato en los territorios que controlaba entonces en ambos países y que prácticamente ha dejado de existir sobre el terreno, salvo algunas bolsas de resistencia, en particular en territorio sirio.

El ministro francés del Interior, Gérard Collomb, confirmó la muerte de tres personas durante los sucesos de este viernes, en los cuales el presunto terrorista mató primero al conductor e hirió al copiloto de un coche que robó, y después hirió a un policía que estaba corriendo junto a unos compañeros.

Finalmente el agresor entró en el supermercado, donde mató a dos personas y tomó varios rehenes antes de ser abatido por efectivos de la unidad de intervención de la Gendarmería francesa, el GIGN, según Collomb.