El problema de los adornos en el retrovisor: la falta de visibilidad

  • El artículo 19 del Reglamento General de Circulación prohíbe circular con un coche cuya superficie acristalada no permita al conductor la visibilidad total de la vía.
  • La multa por incumplir la norma anterior es de 200 euros.
  • ESPECIAL: Seguridad Vial.
¿Te has parado a pensar en lo que puede implicar llevar adornos colgando del retrovisor interior?
¿Te has parado a pensar en lo que puede implicar llevar adornos colgando del retrovisor interior?
PIXEL2013 (CC)

Una buena visibilidad desde el interior del vehículo es fundamental para un viaje cómodo y seguro. Hay que tener en cuenta que gran parte de lo que percibimos nos llega a través de la vista. ¿Te has parado a pensar en lo que puede implicar llevar adornos colgados del retrovisor interior? ¿O peluches gigantes en la bandeja trasera?¿o tener la parte delantera del interior del vehículo llena de papeles?

El Reglamento General de Circulación lo dice bien claro en su artículo 19: se prohíbe circular con un vehículo cuya superficie acristalada no permite a su conductor la visibilidad diáfana sobre toda la vía por la colocación de láminas, adhesivos, cortinillas u otros elementos no autorizados. Incumplir esta norma conlleva una multa 200 euros.

También lo recuerda el artículo 11 del Reglamento General de Vehículos, con multa de 200 euros para los conductores que circulen con un vehículo cuyo campo de visión no permita una visibilidad diáfana sobre la vía por la que circula.

La importancia de una buena visibilidad

Cuando conducimos un vehículo debemos asegurarnos que la visibilidad hacia el exterior es total. Si vemos bien lo que ocurre a nuestro alrededor circularemos con mayor seguridad y tendremos más capacidad de reacción ante cualquier imprevisto.

Antes de arrancar hay que regular correctamente los espejos retrovisores, tanto los exteriores como el interior, y comprobar que las superficies acristaladas están limpias –tanto por fuera como por dentro-, especialmente la luneta delantera. Si el cristal tuviera grietas, roturas o algún punto de impacto que reste visibilidad a tu campo de visión, debes acudir cuanto antes a un centro de reparación (recuerda que dichos centros pueden reparar esos pequeños desperfectos del cristal reportándolo a tu aseguradora, pero sin llegar a dar un parte). Además, ten en cuenta que los cristales sucios hacen que la visibilidad sea todavía peor durante la puesta y salida del sol.

Regular los retrovisores y limpiar los cristales puede parecer obvio pero muchas veces no lo hacemos. Lo mismo ocurre con los muchos adornos y objetos que nos gusta llevar en el coche para darle ese toque personal, pero nos estamos haciendo un flaco favor. Conseguiremos un habitáculo a nuestro gusto, pero poco práctico y, sobre todo, inseguro.

Adornos, ambientadores, llaveros, crucifijos, rosarios, peluches... son muchos los objetos que se pueden ver en algunos coches. En muchos casos son tan voluminosos que ponen en peligro la visibilidad. Lo mismo ocurre en la parte trasera, con cojines, muñecos, cajas de pañuelos, entre otros objetos.

Los retrovisores son la extensión de nuestra visión de la carretera y nos permite ver hacia atrás y hacia los lados del vehículo. La ley obliga a que los coches incluyan un retrovisor exterior izquierdo, y que siempre vaya acompañado de un retrovisor interior o de un retrovisor exterior derecho, siendo aconsejable contar con los tres siempre que se pueda.

También hay que tener cuidado con la instalación de láminas adhesivas y cortinillas. Sí están permitidas en las ventanillas posteriores y en la luneta trasera cuando el vehículo lleve dos espejos retrovisores exteriores, pero con la condición de que las láminas lleven la marca de empresa o comercial y el tipo fijados por el fabricante de forma legible e indeleble, aun cuando estén adheridas al vidrio soporte. Consulta la información sobre el tintado de lunas y cuáles son las que debes instalar.

En cambio, el Reglamento General de Circulación sí prohíbe la instalación de láminas plásticas adhesivas en la totalidad de la superficie del parabrisas del vehículo, sus ventanas laterales anteriores y cualquier otra superficie acristalada incluida en el arco de 180º de visión directa hacia delante del conductor. La única excepción la encontramos para vehículos conducidos por personas diagnosticadas de lupus, que sí podrán colocar láminas adhesivas de filtro para rayos ultravioleta, siempre que lleven el informe técnico de la instalación.

Siempre que te pongas al volante recuerda que lo importante es la seguridad. Evita todos los objetos y adornos que entorpezcan tu visibilidad.

ENLACES RELACIONADOS

Mostrar comentarios

Códigos Descuento