El Congreso reprueba a Catalá y a los fiscales Moix y Maza con el apoyo de toda la oposición

  • Todos los grupos parlamentarios, salvo el PP, han apoyado la moción del PSOE, aprobada por 207 votos a favor y 134 en contra.
  • Los tres podrán seguir en sus cargos porque el resultado de la votación no es vinculante para el Gobierno.
El ministro de Justicia, Rafael Catalá, durante la reprobación del Congreso.
El ministro de Justicia, Rafael Catalá, durante la reprobación del Congreso.
EFE
El ministro de Justicia, Rafael Catalá, ha sido reprobado este martes por el pleno del Congreso, concretamente por su "responsabilidad" en el caso Lezo, que ha desembocado en el envío a prisión al expresidente de la Comunidad de Madrid Ignacio González, y por la falta de explicaciones sobre el mismo. La Cámara Baja también ha reprobado a José Manuel Maza, fiscal general del Estado, y a Manuel Moix, el fiscal jefe de Anticorrupción, por entorpecer precisamente esas investigaciones.

El Pleno de Congreso ha reprobado esta tarde con el apoyo de todos los grupos del arco parlamentario, salvo el PP, al ministro de Justicia,Rafael Catalá; al fiscal general del Estado, Jose Manuel Maza; y al fiscal jefe de Anticorrupción, Manuel Moix. En concreto, por 207 votos a favor y 134 en contra.

Ante la presencia del propio Catalá, quien ha asistido desde su escaño a todo el debate, la Cámara ha avalado la moción de reprobación presentada por los socialistas contra él por su "responsabilidad política directa" en el caso Lezo y en los nombramientos "a dedo" de Maza y Moix, así como por "poner el Ministerio de Justicia al frente de una estrategia de defensa de los corruptos del PP".

Los tres podrán seguir en sus cargos, puesto que esta iniciativa no es vinculante para el Ejecutivo, de manera que el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, no está obligado a cesarle, habida cuenta de que ya tuvo un ministro reprobado que no fue destituido, caso del extitular de Interior, Jorge Fernández Díaz, cuando era ministro en funciones. Se trata, no obstante, de una herramienta política para ejercer presión sobre el Gobierno.

Por ello, el Congreso ha aprobado, al margen del PP, una moción de reprobación con un fuerte peso político contra el ministro de Justicia, ya que pese a carecer de valor jurídico, los grupos han recordado a Rajoy que "un Gobierno demócrata tiene que atender el mandato de la cámara que le otorga la confianza", por lo que —han advertido— "no le queda más remedio que cesarle".

De nada sirvieron, a la vista de la votación de este martes, las explicaciones que ofreció Catalá la pasada semana en el Congreso, a las que han seguido críticas y acusaciones de la oposición por su actuación en el caso Lezo —operación por la que está en prisión el expresidente madrileño Ignacio González— y por su negativa a dimitir.

El ministro defiende que cuenta con la confianza de Rajoy. "No puede estar ni un minuto más", ha destacado la socialista Isabel Rodríguez, que ha pedido al líder del Ejecutivo que "cese de inmediato" a Catalá, a quien ha acusado de llamar a los corruptos, en alusión al mensaje que envió a Ignacio González, y de formar parte de un plan para proteger a los corruptos de su partido.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento