Ganador de la gala drag de Las Palmas de Gran Canaria
El ganador de la gala drag de Las Palmas de Gran Canaria. CEDIDA

El obispo de Canarias, Francisco Cases, criticó el martes en un comunicado la "frivolidad blasfema" del espectáculo sobre la virgen y crucifixión de Drag Sethlas que en la noche del lunes ganó el concurso de la gala 'drag' del Carnaval de Las Palmas de Gran Canaria.

Asimismo, dijo que había sido el "día más triste" de su estancia en Canarias, más que el día del accidente en 2008 en el aeropuerto de Barajas del avión de Spanair, en el que murieron 154 personas; el vuelo se dirigía a Las Palmas. La redacción textual de la primera parte del primer párrafo del comunicado es:

"En conversaciones con periodistas o con grupos distintos he tenido que responder alguna vez a las preguntas: ¿Qué día ha sido el más feliz de su estancia en Canarias? Y he respondido con muchas fechas. Y ¿qué día ha sido el más triste? Hasta ahora respondía: el día del accidente en Barajas del avión que partía hacia Gran Canaria. A partir de hoy diré que estoy viviendo ahora el día más triste de mi estancia en Canarias".

Cases ha dicho que se le han "llenado los ojos de lágrimas" al contemplar el vídeo de la gala "con profunda tristeza y sentido dolor" al recordar las procesiones y manifestaciones religiosas de distintos barrios de la capital.

"Lo primero que ha brotado de mi corazón ha sido pedir perdón, a nuestro Salvador y a su bendita madre, también nuestra. Perdona a mi pueblo, Señor. Perdona a tus hijos, Madre. Perdóname a mí, que debo responder por ellos ante ti. Perdona a tantos como formando parte de la comunidad cristiana no damos el debido testimonio", recoge el comunicado.

Asimismo, se ha preguntado si no hay límites a la libertad de expresión y si "todo vale" en las manifestaciones festivas porque "nada es verdad". "Tenemos mucho que pensar", ha agregado.

Las víctimas, indignadas

Por su parte, la presidenta de la Asociación de Víctimas de Spanair ha expresado su indignación por unas palabras ante las que no puede "permanecer impasible", subraya, porque considera que evidencia que el obispo Cases puede haber "olvidado" lo que supuso aquella tragedia.

"¿No podía usted citarnos en todas las ocasiones que ha tenido la oportunidad de hacerlo y no precisamente con un hecho que le ha producido más tristeza que la muerte y destrucción no solo de 154 personas, sino de sus familias?", se pregunta Pilar Vera.

La portavoz de las familias del JK5022 reconoce al obispo Francisco Cases que les permita celebrar en la catedral de Las Palmas de Gran Canaria la misa con la que cada 20 de agosto recuerdan a las víctimas del vuelo, aunque no la oficie él, sino "un sacerdote", remarca, porque "su presencia está reservada" para los actos a los que acuden "las altas instituciones".

En este contexto, Vera reprocha al obispo de Canarias que "en todo este tiempo nunca se haya dirigido" a su asociación, por lo que le lanza este mensaje: "Por favor, si nos ha olvidado, como ha hecho gran parte de la sociedad que ya solo pregunta por las indemnizaciones y no por la lucha que mantenemos por lograr verdad y justicia, HÁGALO DEL TODO" (en mayúsculas en el original).

Además, le insta a que en la misa que ha convocado para este viernes para pedir "perdón" desde la isla por los agravios a la fe católica que, a su entender, se cometieron en la Gala Drag Queen tenga presente a las 172 personas que iban en el avión de Spanair y a sus familias, que nada hicieron "para ser castigados tan cruelmente" ni tampoco para que se les recuerde "por cuestiones tan alejadas" de su "triste y dolorosa realidad cotidiana".

Consulta aquí más noticias de Las Palmas.