El ejercicio se ha iniciado a las 10.52 horas con la declaración de emergencia en el emplazamiento por el titular de la central debido a una intrusión en el área protegida de la instalación. Asimismo, se ha provocado intencionadamente la pérdida de energía eléctrica exterior y han arrancado todos los generadores de salvaguardias para suministrar energía en todos los equipos de seguridad, según ha informado el CSN en nota de prensa.

Durante el simulacro se ha llegado a declarar emergencia general por la pérdida de refrigerante del reactor en el interior del edificio de contención de la central, ocasionada por una malfunción provocada intencionadamente en el sistema de refrigeración de emergencia.

El Consejo de Seguridad Nuclear (CSN), en el desarrollo del ejercicio, ha recomendado al Centro de Coordinación Operativa (CECOP) de la Subdelegación del Gobierno en Guadalajara, la evacuación de la población residente en el municipio de Trillo (sector preferente de la zona 1A), el control de accesos a la central nuclear, el confinamiento en sus domicilios de la población residente en un radio de 10 kilómetros de la instalación y la profilaxis radiológica. Asimismo, ha activado a la unidad móvil de dosimetría interna Tecnatom y a Enresa.

La actuación del CSN se ha desarrollado tanto desde su Sala de Emergencias (SALEM) como desde el CECOP de Guadalajara, realizando el seguimiento de la instalación y de las actuaciones del titular para la recuperación de las condiciones de seguridad y la adopción de medidas de protección a la población.

El simulacro se ha dado por finalizado con una situación clasificada con nivel 4 en la Escala Internacional de Sucesos Nucleares (INES).