Emilio Botín, Isidro Fainé y Francisco González
Emilio Botín y Francisco González (izquierda). EFE

Medio millar de bancos de todo el mundo actuaron como intermediarios de sus clientes a montar sociedades en Panamá con la firma de abogados Mossack Fonseca, según la investigación del Consorcio Internacional de Periodistas de Investigación (ICIJ) en la que ha participado El Confidencial.

La Real Sociedad sería uno de los clientes que para los que Santander y BBVA abrieron sociedades en el país centroamericanoSegún cuenta este martes el medio digital, entre esos bancos hay tres españoles: Santander —que habría creado 118 sociedades en el país centroamericano, principalmente desde su negocio offshore en Suiza y desde Nueva York—, BBVA —creó 19 desde Suiza, la isla de Jersey y Miami— y Sabadell, que estableció otras 10 sociedades para clientes latinos en Panamá desde la entidad de banca privada en Miami que adquirió al BBVA.

La Real Sociedad sería uno de los clientes que para los que Santander y BBVA abrieron sociedades en el país centroamericano.  Entre el resto de entidades de la lista investigada por el Consorcio se encuentran grandes compañías del sector como HSBC, UBS, Société Générale, Royal Bank of Canada, Commerzbank y Credit Suisse.

El Santander, presidido entonces por el fallecido Emilio Botín y cuestionado por El Confidencial sobre su presencia en la lista, asegura que los españoles que figuran en el listado "no son clientes de Banca Privada Internacional del Banco Santander, ni de Banco Santander España".

El BBVA, por su parte, defiende que las 19 sociedades identificadas a su nombres "se cancelaron hace tiempo" y el Sabadell alega que ellos nunca han creado estas sociedades sino que "proceden de adquisiciones del negocio de banca privada de otras entidades"