Bernie Sanders gana por goleada a Hillary Clinton en las primarias de New Hampshire

El precandidato presidencial demócrata Bernie Sanders pronuncia su discurso de victoria el 9 de febrero de 2016, en un colegio de Concord, Nuevo Hampshire (EE UU).
El precandidato presidencial demócrata Bernie Sanders pronuncia su discurso de victoria el 9 de febrero de 2016, en un colegio de Concord, Nuevo Hampshire (EE UU).
EFE
El magnate Donald Trump, por el lado republicano, y el senador Bernie Sanders, por el demócrata han arrasado en las primarias del Estado de New Hampshire.Sanders, en un mensaje revolucionario ha dicho esta victoria implica que el Gobierno del país es del pueblo y no de unos pocos donantes ricos. Su rival republicano, Trump ha optado por el populismo y ha proclamado el eslogan de su campaña: "Vamos a hacer grande a Estados Unidos, otra vez".

El senador Bernie Sanders fue considerado el claro ganador de las primarias demócratas del estado de New Hampshire, solo unos minutos después de cerrar las urnas y cuando todas las encuestas dieran por ganador al legislador.

El senador Bernie Sanders aseguró que con su victoria se envía "un mensaje que tendrá eco desde Wall Street a Washington" de que la gente quiere "un cambio real". "Juntos hemos enviado un mensaje que resonará de Wall Street a Washington, desde Maine a California, de que el Gobierno de nuestro gran país pertenece a todo el pueblo y no solo a un puñado de ricos contribuyentes a las campañas", dijo Sanders en su discurso tras su holgada victoria sobre la ex secretaria de Estado Hillary Clinton.

El senador aseguró que la alta participación en las primarias de New Hampshire demuestra que su campaña "cosecha el entusiasmo que el partido demócrata necesitará para tener éxito en noviembre", en las elecciones generales.

El senador independiente habló cuando se había escrutado casi el 89% de los votos del segundo estado en votar en las elecciones primarias de EE UU,y él cosechaba un 59,4 % de los votos frente al 38,8 % de Clinton.

La derrotada Hillary Clinton dedicó sus primeras palabras al senador: "A @BernieSanders, felicidades. A Nuevo Hampshire, gracias. Y a nuestros voluntarios: estoy muy agradecida por lo que han construido. Ahora, adelante -H", escribió personalmente la aspirante demócrata desde su cuenta oficial de Twitter.

Minutos después, la ex secretaria de Estado se dirigió a sus votantes de New Hampshire ante los que aseguró que pese a la derrota de esta noche, seguirá luchando por "cada voto" en el resto del país. "Aún adoro Nuevo Hamphire y lo haré siempre -comenzó ante sus seguidores-. Ahora hay que llevar esta campaña por todo el país, (...) y lucharemos por soluciones reales".

La aspirante demócrata aseguró que antes de comenzar su andadura hacia la Casa Blanca sabía que el camino no sería fácil, pero reconoció "especialmente" el trabajo que le queda por hacer con los más jóvenes. "Puede que ellos no me apoyen a mí, pero yo seguiré apoyándolos a ellos", reiteró la ex primera dama.

La campaña de Clinton admitió en un breve comunicado que ya tiene la vista puesta en las próximas votaciones que tendrán lugar en Carolina del Sur y Nevada, estados donde la ex secretaria de Estado mantiene una ventaja sustancial en las encuestas sobre el senador.

En el lado republicano fue el magnate Donald Trump el vencedor de la jornada electoral en New Hampshire. Trump ha obtenido 92.417 votos, equivalentes a un 35,1%, frente al 15,9% (41.813 votos) del gobernador de Ohio, John Kasich, con casi el 89% de los votos escrutados. En su discurso de la victoria prometió convertirse en el presidente de los EE UU que será recordado por crear empleo.

De estas primeras primarias de EE UU saldrán 23 delegados republicanos y 32 demócratas (incluidos "superdelegados") que representarán a Nuevo Hampshire en las convenciones nacionales de los partidos, cuando se nombrará oficialmente al candidato demócrata y republicano para competir en los comicios de noviembre por la Presidencia de EE UU.

En este pequeño estado de Nueva Inglaterra se espera que voten en las primarias 550.000 personas, de las que 390.000 están registradas como "independientes" y, al no estar inscritas con ningún partido, pueden votar en las primarias republicanas o demócratas.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento