Acuerdos de Rajoy con China: 3.150 millones en negocios de alfalfa, cine, energía y formación

  • Además, Pekín y Madrid acordaron la realización de reuniones periódicas de trabajo sobre la lucha contra la delincuencia organizada.
  • El jefe del Ejecutivo se reúne en Shanghai con ejecutivos del gigante asiático.
  • Ante ellos ha reivindicado sus reformas y les ha instado a invertir más en España.
  • El presidente asegura que España busca intensificar sus relaciones económicas con China, porque considera que existe aún un enorme potencial.
Vista general de la reunión que el presidente del Gobierno español, Mariano Rajoy, ha mantenido en el Gran Palacio del Pueblo en Pekín, con el primer ministro chino Li Keqiang.
Vista general de la reunión que el presidente del Gobierno español, Mariano Rajoy, ha mantenido en el Gran Palacio del Pueblo en Pekín, con el primer ministro chino Li Keqiang.
Zipi / EFE

Los jefes de Gobierno de España y China, Mariano Rajoy y Li Keqiang, firmaron este jueves catorce acuerdos bilaterales por un valor de 3.150 millones de euros, según fuentes diplomáticas. Los acuerdos, firmados tras la reunión que mantuvieron Rajoy y Li en el Gran Palacio del Pueblo de Pekín, incluyen tres a nivel gubernamental y otros once entre empresas de ambos países.

Fuentes diplomáticas españolas destacaron especialmente un protocolo sobre los requisitos sanitarios para la exportación de alfalfa a China, que abre el mercado del gigante asiático a España, el segundo exportador mundial de este producto tras Estados Unidos, con más de un millón de toneladas. El acuerdo puede permitir la entrada en China de hasta 200.000 toneladas anuales de alfalfa, por valor de unos 40 millones de euros, y permitirá a 24 empresas españolas comenzar inmediatamente los envíos.

Otro acuerdo se refiere a la coproducción cinematográfica entre ambos países, que abre el mercado a cintas realizadas de forma conjunta por productoras de los dos países. El mercado chino está muy cerrado a los estrenos extranjeros (un cupo de 38 filmes en 2013 y 34 en 2014), y este acuerdo permitirá que películas con coproducción de un mínimo del 20% por cualquiera de las partes entren en el circuito de distribución del gigante asiático.

Además, Pekín y Madrid acordaron la realización de reuniones periódicas de trabajo sobre la lucha contra la delincuencia organizada.

Entre los acuerdos entre compañías, destacan uno para la venta de 150 megawatios en aerogeneradores, así como equipo técnico auxiliar, por la filial china del grupo español Gamesa a la china Hebei. Figura también un proyecto de desalinización de agua marina y generación híbrida de electricidad en Dalian, a cargo de Abengoa Water, filial del grupo industrial español Abengoa, o un contrato para la venta a China de simuladores para aviones A320.

Otro contrato establece el suministro de un equipo de detección por ultrasonidos de fugas radiactivas de varillas de combustible nuclear, que la compañía española ENUSA venderá al Instituto de Investigación de Energía Nuclear de Suzhou. Este contrato incluye también la formación del personal chino y el apoyo técnico a la puesta en marcha del acuerdo en China por parte de ENUSA.

Objetivo de déficit

El presidente del Gobierno ha aprovechado para asegurar que España cumplirá el objetivo de déficit previsto para 2014 y que está fijado en el 5,5% del PIB. Rajoy ha hecho estas declaraciones durante su intervención ante empresarios chinos en Shanghai, ante quienes ha reivindicado los logros de las reformas que ha puesto en marcha y que ha considerado que hacen al país un destino de gran interés para sus inversiones.

"Pocos países como España ofrecen tan buenas oportunidades de inversión en un entorno tan abierto y competitivo", ha asegurado Rajoy a la veintena de empresarios y ejecutivos chinos con los que se ha reunido en la capital financiera china, en el que ha sido el primer acto oficial de su visita al gigante asiático.

En ese acto, en el que han estado presentes también otra veintena de empresarios españoles, el jefe del Ejecutivo ha recalcado que la situación económica de España es "diametralmente opuesta" a la que vivía hace tan solo tres años a consecuencia de que las reformas "están funcionando".

Rajoy ha ido desgranando algunas de las medidas que ha puesto en marcha desde el inicio de la legislatura para superar la crisis y ganar en competitividad, y ha subrayado que se ha logrado recuperar la confianza de los mercados. Como prueba de ello ha citado el hecho de que la prima de riesgo española se haya situado en el entorno de los 120 puntos, la cifra más baja en los últimos cuatro años, cuando llegó a estar en 700.

Entre las reformas que ha citado, Rajoy ha destacado la laboral, ya que ha considerado que ha supuesto un impulso a la contratación por parte de las empresas.

El presidente del Gobierno ha recordado que España ha alcanzado en 2013 un máximo histórico en el número de exportaciones, que hace un año suponían el 24% del PIB y ahora representan el 34%.

Rajoy ha asegurado que España busca intensificar sus relaciones económicas con China, ya que considera que existe aún un enorme potencial pese a que se hayan ido incrementando y se hayan duplicado desde 2009. En ese contexto, ha especificado que China es ya el tercer mayor proveedor mundial de España tras dos países de la UE como Francia y Alemania.

No ha desaprovechado su intervención ante los empresarios chinos para recordarles que España está creciendo más que sus socios europeos y que el Gobierno está tratando de poner bases sólidas para que esta situación sea sostenible en el tiempo.

Oportunidades en el ámbito de las renovables

Para Rajoy, China es también una oportunidad para empresas españolas de ámbitos como el de las energías renovables porque se prevé que cerca de cien millones de personas pasen a ser ciudadanos urbanos hasta el año 2020. En este aspecto, ha destacado la trascendencia que tiene el plan quinquenal del Gobierno chino para fomentar el consumo interno y el uso de tecnología y energías limpias.

Ante ese reto, ha garantizado que las empresas españolas tienen la experiencia y la capacidad necesaria para acometer todo tipo de proyectos internacionales.

Rajoy ha defendido también el papel de España como "puente natural" de Asia en general y de China en concreto hacia Europa y ha apostado por aumentar la colaboración entre empresas de ambos países en terceros mercados, citando a América Latina como una región especial para ello.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento