Pablo Crespo
El presunto número dos de la trama Gürtel, Pablo Crespo, a su llegada a la Audiencia Nacional. EFE

El considerado número dos de la trama Gürtel, Pablo Crespo, ha admitido ante el juez la veracidad de un apunte de los papeles de Bárcenas de 21 millones de pesetas (126.000 euros) en 1999 y ha explicado que se trata de la devolución de un crédito del PP nacional al partido en Galicia, del que él era secretario de Organización.

Le entregó la cantidad en metálico al extesorero Álvaro Lapuerta

Crespo, que ocupó ese cargo en el PP gallego entre 1996 y 1999, ha señalado en su comparecencia como imputado ante el juez Pablo Ruz que le entregó esa cantidad en metálico al extesorero del PP Álvaro Lapuerta en concepto de devolución de un crédito de cien millones de pesetas, según ha explicado a los periodistas su nuevo abogado, el expresidente de la ONCE Miguel Durán.

Ha añadido que su cliente ha relatado que ese pago a Lapuerta lo hizo en la sede del PP en Santiago y que el dinero procedía de pequeñas donaciones al partido gallego y, respecto a otro pago de cinco millones de pesetas (31.000 euros) en julio 2000 que figura en los papeles de Bárcenas, Crespo lo ha negado porque ya en esa época no tenía responsabilidad en el PP gallego.

Entrega en efectivo

Crespo ha señalado ante el juez que la entrega del dinero se hizo en efectivo en la sede del PP en Santiago de Compostela porque era costumbre que ese tipo de pagos se efectuaran así y ha dicho que Lapuerta tampoco le dio un recibí. "Es un dinero perfectamente limpio porque venía de pequeñas donaciones que no tenían nada que ver con ningún tipo contraprestación por parte de Crespo", ha asegurado el abogado.

Conocía a Bárcenas porque pagaba los eventos de la empresa de Francisco Correa

Respecto a otro pago de cinco millones de pesetas (31.000 euros) en julio 2000 que figura en los "papeles de Bárcenas", Crespo lo ha negado porque ya en esa época no tenía responsabilidad en el PP gallego y ni siquiera se trata de su letra, ha dicho.

Ha admitido también que conocía al sucesor de Lapuerta, Luis Bárcenas porque era éste quien pagaba los eventos de la empresa Special Events, del presunto cabecilla de la trama Francisco Correa y de la que Crespo era directivo. Crespo mantuvo contacto con él hasta 2004, ya que a partir de ese año dejó de tener las funciones que venía desempeñando, según ha indicado Durán.

Un constructor reconoce donativos

El apoderado de Construcciones Rubau, Antonio Vilela, ha afirmado que en 2008 donó a título personal al PP 63.000 euros, que declaró a Hacienda, pero ha negado los dos apuntes que aparecen a su nombre en los papeles de Bárcenas con un donativo de 100.000 euros en 2004, según fuentes jurídicas. Según los manuscritos, Antonio Vilela, ingeniero apoderado de Rubau desde 2003, donó al PP 100.000 euros en dos entregas en el año 2004. Un informe de la Policía destaca que ese año su grupo obtuvo cuatro contratos públicos por 76 millones de euros, uno de ellos por 52 millones para un tramo de la autovía A-23 en Castellón.

No recuerda cómo hizo el donativo, pero descarta que entregara toda la cantidad en efectivoSegún las fuentes, Vilela, que se ha negado a contestar a las acusaciones populares, ha dicho al juez que no sabe si se le quitaron los poderes de la sociedad hace unos años y ha reconocido que es militante del PP y que ha asesorado al partido en materia de contratación de obra pública. Vilela ha dicho que formó parte de la comisión de Infraestructuras del PP, donde a título personal asesoraba a cargos estatales, consejeros autonómicos y cargos municipales del partido sobre la contratación de obra pública por parte de la Administración, han añadido las fuentes.

Respecto a la donación, ha indicado que la realizó también a título personal y que la incluyó en la declaración de la renta que presentó en 2008, documentación que ha aportado al juez junto con un justificante del PP fechado en abril de este año en el que se constata que donó ese dinero y que se computó ese mismo año. Ha explicado que no recordaba cómo hizo el donativo, pero ha descartado que entregara toda la cantidad en efectivo.