Que el mercado asiático, y China en particular, es en estos momentos es una prioridad para los estudios hollywoodienses es un hecho. En su afán por no herir las sensibilidades de esta millonaria audiencia, los responsables de World War Z (Guerra Mundial Z) han decidido eliminar una escena que señalaba a China como el origen del apocalipsis zombie que relata la cinta protagonizada por Brad Pitt.

En la escena eliminada, varios de los protagonistas discuten sobre la ubicación de la zona cero del virus que ha infectado a casi toda la humanidad. Y sus conclusiones apuntan a que el origen geográfico de la pandemia se encuentra en China. Finalmente, y ante la posibilidad de que este detalle —y no la gran cantidad de violencia y sangre que exhibe la película— les cause ciertos problemas con la férrea censura china y además despierte recelos en su audiencia milmillonaria, ha decidido eliminar este pasaje del montaje.

El estreno de 'Guerra Mundial Z' en España será el 2 de agosto En todo caso, fuentes cercanas al estudio aseguran que "no es un pasaje esencial de la trama" y que Paramount está dispuesta a cortar este tramo para asegurarse esta superproducción de 175 millones de dólares de presupuesto vea la luz en China. Así, aconsejan a los responsables de la película que en el montaje final no corran en riesgo de ofender a China y les ofrecen dos posibilidades: eliminar la escena o elegir otro país como foco de la infección.

Y es que, desde que el Gobierno de Pekín ha relajado las restricciones sobre el número de películas extranjeras que se proyectarán su país, su mercado ha cobrado una gran influencia provocando modificaciones en las estrategias de estrenos, promoción e incluso producción de los grandes estudios de Hollywood.

Varias han sido las superproducciones que han sufrido modificaciones o censura para contentar a las autoridades chinas. Entre estos títulos se encuentran SkyfallEl atlas de las nubesLooper o el remake de Karate Kid.

El último ejemplo lo encontramos en Iron Man 3. Disney anunció hace tan solo unos días que en China estrenará un montaje especial de la película con metraje extra que incluye una escena con la superestrella local Fan Bingbing.

China superó a Japón como la mayor fuente internacional de ingresos para los estudios de Hollwyood en 2012, con 2.700 millones de dólares, una cifra que supone un aumento de un 36% respecto al año anterior. Algunos expertos creen que Asia superará a los EE UU como el mercado cinematográfico más taquillero en tan sólo siete años.

Protagonizada por Brad Pitt y dirigida por Marc Forster Guerra Mundial Z es la adaptación a la gran pantalla de la novela de Max Brooks y su estreno está previsto en España para el 2 de agosto.