Sesión de control al Gobierno
Rubalcaba responde al Grupo Popular en el Congreso. (CNN+)

El 11-M ha vuelto otra vez al Congreso de los diputados, en esta ocasión porque el PP considera que los "nuevos datos" publicados por El Mundo recientemente exigen "una obligación moral de investigar y de intentar conocer la verdad".

El miércoles, su portavoz parlamentario, Eduardo Zaplana, insistió en mostrar sus dudas sobre la autoría islamista de los atentados de Madrid que acabaron con la vidad de 191 personas.

En la sesión de control al Gobierno, utilizó su turno de interpelación para decir al ministro del Interior, Alfredo Pérez Rubalcaba, que el Gobierno "está obligado a investigar lo que ha pasado desde entonces, y a informar a esta cámara, cosa que no le apetece".

El PP insiste en elaborar teorías conspirativas porque no quiere llegar a la verdad

Rubalcaba le contestó que el PP "insiste en buscar siniestras relaciones y elaborar teorías conspirativas, no porque les interese la verdad, sino porque no quiere que se llegue a ella".

El ministro del Interior concluyó su intervención con duras palabras hacia Zaplana y su grupo, acusándole de que es un "bochorno" que su partido siga trayendo esta cuestión al Congreso.

Además, le indicó que su partido "sólo quiere tapar sus vergüenzas" y señaló que "sí que hubo una conspiración, la que protagonizaron ustedes para engañar a todos los españoles". 

"Nuevos datos", según el PP

"Existe una obligación moral de investigar y de intentar conocer la verdad", dijo Zaplana

El objetivo del PP antes de la sesión era saber si cuando el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, 'decía que estaba todo claro' en torno a los atentados también "incluía los nuevos datos".

Esos "nuevos datos" publicados por El Mundo en las últimas fechas consisten en declaraciones del imputado Suárez Trashorras en las que asegura que informó a la policía de las ventas de explosivos a implicados en el 11-M, antes de que se cometieran los atentados.

Sin embargo, precisamente el miércoles, el diario El País, publica extractos de una conversación de Trashorras con sus padres, desde la cárcel, en las que dice: "Mientras 'El Mundo' pague, yo les cuento la Guerra Civil".

Los "problemas" del verano

El presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, contestó al inicio de la sesión a las cuatro preguntas orales dirigidas al jefe del Ejecutivo que han registrado el líder del PP, Mariano Rajoy, Gaspar Llamazares (IU-ICV), Josep Antoni Duran Lleida (CiU) y Joan Puigcercós (ERC).

El jefe de la oposición, Mariano Rajoy, le planteó si está satisfecho "de su gestión de los problemas que han preocupado a los españoles este verano", y ha citado la huelga en el aeropuerto del Prat, la lucha contra las mafias que introducen inmigrantes en España, la OPA sobre Endesa o los incendios en Galicia...

Estoy razonablemente satisfecho con la gestión del verano

"Estoy razonablemente satisfecho", dijo el presidente, "a tenor de la evolución del país", si bien Zapatero reconoció que "tenemos problemas", como "en cualquier otro país desarrollado".

Rajoy le acusó, en su interpelación, de "echar la culpa a los demás" en todos estos problemas, e hizo especial hincapié en la OPA a Endesa, ironizando sobre el "final feliz" que el presidente auguraba para la operación.

Además, añadió: "Le han obligado a beber vino del Rhin, y un campeón nacional o bebe Torres o bebe Rioja o bebe otras cosas", aseguró Rajoy, a quien el presidente del Ejecutivo respondió que brinda con el vino que le ofrecen cuando está "en un país amigo, como hacen cualquiera de los líderes cuando vienen a España".

No al pacto de estado sobre inmigración

El secretario general del PP, Ángel Acebes, volvió a rechazar durante la sesión del Congreso un pacto de Estado sobre la inmigración dirigido a "pagar los fracasos de los demás", mientras que la vicepresidenta del Gobierno, María Teresa Fernández de la Vega, echó en cara al PP que "no arrime el hombro" en esta materia.

Acebes pidió a Fernández de la Vega que antes de alcanzar cualquier pacto con su partido, como propuso ayer la vicepresidenta, los miembros del Gobierno "se pongan de acuerdo" en la política de inmigración.

Por contra, De la Vega recordó que hace más de un año el Gobierno ya ofreció sin éxito un pacto sobre inmigración al PP, "y ahora dicen que llegamos tarde".

El PP en lugar de arrimar el hombro quiere rompérnoslo

"El PP en lugar de arrimar el hombro quiere rompérnoslo", lamentó De la Vega, quien reprochó a los 'populares' que utilicen la inmigración como arma política.

Además, el portavoz de CiU, Josep Antoni Duran Lleida, preguntó a Zapatero por los criterios a los que dará prioridad el Gobierno para desarrollar el nuevo Estatuto de Cataluña y le ha reclamado "lealtad" al espíritu del pacto sobre el Estatut.

Zapatero ha pedido a su grupo "colaboración" y "diálogo" para desarrollar el Estatuto, al tiempo que le indicaba que "tendremos que ir debatiendo determinados contenidos".

Rubalcaba: "Jamás hablé de tramas"

El debate sobre los incendios forestales también ha llegado a las sesiones de control.

La diputada del PP Ana Belén Vázquez preguntó a Rubalcaba si seguía manteniendo que los incendios fueron obra de una "trama organizada".

El ministro de Interior dijo que "jamás" habló de tramas y observó que tras conocer las circulares que ha promovido el PP entre ayuntamientos de este partido "yo de usted no volvería a hablar de organización o trama".

Agregó que el presidente del PP en Galicia, Alberto Núñez Feijóo, ha pedido disculpas por las cosas que se dicen en ese escrito, "que son sencillamente intolerables".

Belén Vázquez observó que entre los detenidos como presuntos autores de incendios figuran "un integrante de las listas del PSOE y un sobrino de un concejal del BNG" y le preguntó a qué tramas pertenecían.

En la misma sesión, la ministra de Medio Ambiente, Cristina Narbona, recordó que en el año 2003 ardieron en España el mismo número de hectáreas que este año "y no recuerdo la reprobación o la preocupación del PP".