Universidad
Un grupo de jóvenes, realizando un examen en la Universidad. ARCHIVO / EFE

El director general de Política Universitaria, Federico Morán, ha asegurado esta semana que las becas para alumnos universitarios y de bachillerato, así como las ofrecidas para la formación del profesorado, se mantendrán en el próximo presupuesto de universidades para el curso 2012-2013.

El presupuesto de universidades ya cerrado es menor que el del año pasado Morán ha informado de que este jueves se finalizó la confección del presupuesto de universidades cuya partida total "es menos de lo que había el año pasado" por lo que el objetivo ha sido "salvar lo esencial".

Lo más importante para el responsable de Política Universitaria son las becas de ayuda al estudio, tanto para alumnos como para movilidad de profesores, y en este sentido, éstas "no se han tocado en un solo euro", ha dicho.

¿Dónde se han hecho recortes?

Sin embargo, Morán ha reconocido que el ajuste presupuestario afectará a otras partidas como las convocatorias de premios, las actividades en las universidades y el apoyo a los campus de excelencia que "no se quitarán de todo, pero se han visto reducidos".

Se reduce el apoyo financiero a los campus de excelencia Tampoco se ha modificado el presupuesto dedicado a las becas de movilidad europea Erasmus, que se mantendrá en 62 millones de euros.

Sin embargo, Morán ha advertido que "la Comisión Europea amenaza con disminuir o redirigir el tipo de beca Erasmus más a prácticas en empresa que a desplazamiento de estudiantes a otras universidades, pero es una cosa que no depende de nosotros".

El responsable de Política Universitaria ha realizado estas declaraciones en el marco de la presentación del informe de Fundación Telefónica Universidad 2020. Papel de las TIC en el nuevo entorno socioeconómico, sobre la presencia de las nuevas tecnologías en el marco universitario.

En ese sentido Morán ha indicado que gracias a las tecnologías de la información y la comunicación "hemos dejado atrás una universidad anquilosada, burocrática y masificada, lo que ha servido para acabar con el elitismo".