Los animales marinos también tienen sus necesidades: así se ven los excrementos de una ballena azul

Imagen de una ballena azul mientras expulsa excrementos.
Imagen de una ballena azul mientras expulsa excrementos.
DAILY MAIL / FACEBOOK

Las ballenas azules han migrado hacia el sur de la costa de Australia y, a través de varios drones, se ha estado haciendo un seguimiento del traslado de estos mamíferos.

Ian Wiese y Rodney Peterson han estado capturando este viaje, pero se han llevado alguna que otra sorpresa al ver las imágenes. "Era la primera vez que veía una ballena azul, que ya era suficientemente increíble, pero luego me di cuenta de que estaba haciendo algo muy interesante", afirmó Peterson a ABC News.

Una de las ballenas comenzó a defecar mientras continuaba su camino. "Lo hemos grabado en otras ocasiones, pero nunca con ese color amarillo brillante. Fue bastante sorprendente", explicó Wiese a Daily Mail. Y es que, normalmente, las heces de las ballenas suelen tener un color rojo o rosado debido al kril que comen.

Estas imágenes evidencian que las ballenas se han estado alimentando a menos de 100 millas náuticas. "Es emocionante ya que siguen siendo uno de los animales más amenazados del planeta", aseguró Curt Jenner, del Centro de Investigación de Ballenas de Australia Occidental.

Jenner afirmó que una ballena azul es capaz de crear hasta 200 litros de excrementos, que sirven de ayuda para la creación de algas. "A medida que nadan, distribuyen sus heces y, cuando vuelven a sumergirse en las profundidades, lo mezclan con el agua", aseguró Curt Jenner. Además, también explicó que las heces de ballena huelen más que las de perro.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento