Una elección de fecha nada casual, en tanto que este 23 de junio se celebra el Día Olímpico para recordar la fundación, en 1894, del Comité Olímpico Internacional. Los ayuntamientos de París (Francia) y Budapest (Hungría) aprobaron este martes la presentación de sendas candidaturas para acoger los Juegos Olímpicos de 2024. Dos contendientes nuevos que han sido recibidos con gran gozo dentro del COI, donde se vivía con preocupación cierto recelo global a iniciar una aventura olímpica. 

El plazo de presentación oficial de candidaturas expira el 15 de septiembre y durante el verano de 2017 se anunciará la sede

París, cuya alcadesa Anne Hidalgo, ya había manifestado esta predisposición, anunció este martes de manera formal que presentará una candidatura. El comité organizador quiso hacer coincidir su presentación con el Día del Olimpismo. De esta forma, marcó distancias con su última intentona frustrada, para albergar los Juegos de 2012, cuando se hizo pública en coincidencia con el 14 de Julio, Día Nacional de Francia.

Budapest retoma un proyecto con el que había especulado en un par de ocasiones durante este siglo XXI. Según un informe encargado por el Comité Olímpico Húngaro (MOB), la organización de los Juegos tendría un coste de 2.480 millones de euros y generaría unos ingresos de 3.500 millones. "El COI ha puesto fin a las olimpiadas gigantes", se felicitó el presidente del MOB, Zsolt Borkai, uno de los impulsores de la segunda aventura magiar tras la infructuosa de 1960.

Hasta la fecha, Hamburgo (Alemania), Roma (Italia) y Boston (Estados Unidos) han anunciado también su deseo de organizar los Juegos de 2024. El plazo de presentación oficial de candidaturas expira el 15 de septiembre y el Comité Olímpico Internacional anunciará en el verano de 2017 qué ciudad albergará los JJOO de 2024.