LeBron James.
LeBron James. EFE

Los Angeles Lakers se enfrentaban la pasada madrugada a los Denver Nuggets en el Staples Center con un objetivo más allá de la victoria: que LeBron James volviera a hacer historia.

El alero estrella de la NBA necesitaba 13 puntos para superar a uno de sus grandes ídolos, que anotó un total de 32.292 puntos en su carrera en la élite. Y a LeBron le bastaron los dos primeros cuartos para conseguirlo.

Con esta canasta, James superaba a Michael Jordan como cuarto máximo anotador de la historia de la NBA. Lo celebró por todo lo alto ante la sonora ovación del Staples Center.

Ahora, sólo le superan Kobe Bryant, Karl Malone y Kareem Abdul-Jabbar.