El adelantamiento de Alonso a Carlos Sainz, desde dentro: del aviso de Ferrari al "¿me ha tocado?"

Fernando Alonso y Carlos Sainz luchan por el tercer puesto en Baréin.
Fernando Alonso y Carlos Sainz luchan por el tercer puesto en Baréin.
Getty Images
Fernando Alonso y Carlos Sainz luchan por el tercer puesto en Baréin.

El espectáculo en el Gran Premio de Baréin corrió a cargo de Fernando Alonso desde el momento en el que perdió la posición con los Mercedes en la salida. Quedarse séptimo no le desanimó, consciente de que quedaban otras 56 vueltas por delante, e inició un paciente ascenso que le llevó a subirse al podio tras protagonizar el mejor adelantamiento de la primera prueba del año a Lewis Hamilton y darle la estocada final al Ferrari de Carlos Sainz.

Esos dos adelantamientos están más relacionados de lo que podría parecer a priori, pero para llegar ahí el asturiano primero dejó atrás a George Russell en la decimotercera vuelta. Después le tocaría a Valtteri Bottas (Alfa Romeo), que apenas pudo oponer resistencia. Y tras una quincena de vueltas de persecución cazó al heptacampeón del mundo. 

El piloto británico paró en un intento de evitar un undercut de su viejo rival, que fue ascendiendo posiciones a medida que paraban los de delante y entró a boxes cuatro vueltas después. La estrategia de Aston Martin no pudo salir mejor, pues Fernando volvió a la pista prácticamente rueda con rueda con Hamilton.

Le cogió rápido y dejaron una batalla épica: primero le pasó abriendo el DRS en la segunda zona, pero el inglés se la devolvió en la curva cuatro, así que Alonso lo intentó de otra manera, en el giro más difícil del circuito. Entre la curva 9 y la 10 le engañó para que el de Mercedes dejase su interior descubierto y salió por delante, a poco más de dos segundos de Sainz.

El aviso de Ferrari

Mientras el español de Ferrari sufría por la degradación de sus neumáticos, Charles Leclerc se quedó tirado, y entonces el asturiano apretó para dar caza a su compatriota, que ya estaba virtualmente en el podio.

La 'Scuderia', viendo desde el pit-wall que era cuestión de tiempo que 'Magic' intentase pasar al madrileño, le avisó: "Antes, Fernando atacó a Hamilton entre las curvas 9 y 10. Le ha pasado ahí. Vigila por si acaso", ha revelado DAZN en Código F1.

Para cuando Fernando le alcanzó, el equipo le pidió que intentase "proteger la posición", pero Sainz tenía claro que "si empujo para defenderme, puede que no llegue al final" dado el estado de sus ruedas.

Con todo esto en mente, Alonso intentó repetir jugada en dicha curva, pero el de Maranello se sabía el truco y entró por el interior, aunque la presión del asturiano provocó que bloquease las ruedas, lo que dejó vía libre a Fernando en la recta posterior al giro. "Bye, bye", diría el asturiano al colocarse tercero.

El desenlace podría haber sido bien distinto, pues el piloto de Aston Martin había tratado de adelantar a Sainz antes, en la curva cuatro. El AMR23 salió con más tracción que el SF-23 y la rueda delantera izquierda del monoplaza de la escudería británica contactó con la trasera del coche del equipo italiano. "¿Me ha tocado?", preguntó sorprendido por radio Carlos. Todo quedo ahí.

"Siempre respeto a Fernando. Creo que ha sido una batalla bonita, dura, pero bonita, peleando por el podio, que al final se han merecido él y Aston Martin", apuntó el madrileño tras la carrera, dándole la enhorabuena a la escuadra de Silverstone. 

Mostrar comentarios

Códigos Descuento