Los 5 retos de Messi en su ¿última? temporada en el Barcelona

Messi, cabizbajo
Messi, cabizbajo
EFE

Messi se queda en el Barça, pero no por decisión sino por resignación. Evitar un costoso y largo juicio contra la entidad que le ha dado todo, tanto personal como deportivamente, era un precio demasiado alto y le ha merecido la pena esperar a completar su polémico contrato para irse gratis, libre y sin nada que le puedan reprochar.

Después de tres semanas de tierra quemada con el barcelonismo, legión de 'viudas' y 'plañideras' incluidas, el capitán culé afronta una campaña de despedida (salvo giro de 180º de la situación) en la que tiene unos cuantos retos que cumplir.

1º. Seguir como el referente

Es una obviedad que cualquier deportista quiere triunfar, pero cuando se es jugador del Barça, más aún. Messi es el pilar del equipo, tanto institucional como sobre todo deportivo. Aunque Koeman quiere emprender una revolución, la continuidad del argentino obliga a que se mantenga su 'statu quo' tanto en el campo como fuera. La 'Messidependencia' es un arma de doble filo, y el '10' deberá demostrar que está en condiciones de soportar el peso del equipo un año más.

2º. Ganar títulos (y si es más de uno, mejor)

La convulsa temporada 2019/20 se cerró con una humillación histórica y la confirmación de ningún título para el Barça doce años después. El reto para los culés y, por ende, para Messi, será sumar algún trofeo importante. El Real Madrid les levantó una Liga que dominaban hasta antes del confinamiento y el ridículo de la Champions les perseguirá durante mucho tiempo, máxime cuando ya son varios años seguidos cayendo de manera esperpéntica. La Copa del Rey, en solitario, no es suficiente.

3º. Su relación con Koeman

Ronald Koeman tiene como principal misión tomar el timón para cambiar el rumbo del Barça. Lo hará a base de fichajes, ya que la Masía está muy seca a excepción de Ansu Fati y poco más, pero contando con algún veterano que cumpla en la transición. Gerard Piqué, Jordi Alba y, sobre todo, Leo Messi serán piezas clave en la 'nueva normalidad' culé. El argentino tiene que ganarse al técnico neerlandés, que de momento ha visto cómo su capitán se ha rebelado antes incluso de poder hablar con él.

4º. Bartomeu y la directiva

A Messi se le permite de todo porque es Messi, un futbolista que trasciende con mucho cualquier directiva y presidente en la historia del Barça. De estas tres semanas el que peor sale parado es, sin duda, Josep María Bartomeu, foco de las iras de la afición y del propio futbolista argentino, que en la entrevista en la que confirmó su continuidad le culpó de manera clara y con duras críticas. El conato de espantada de Messi ha roto toda conexión con los despachos del Camp Nou.

5º. Encontrar un equipo para el futuro

Messi nunca ha estado en la situación de tener que buscarse un equipo. Su padre y representante no sabe lo que es negociar y firmar un contrato con un club que no sea el Barça, por lo que tendrá unos meses para hacerlo. Cuando se vaya, gratis, a final de la temporada 2020/21, ya tendrá que haber cerrado su destino, rol y sueldo con un equipo dispuesto a ofrecerle el proyecto deportivo que no ve en el Barça de su vida. Guardiola y el Manchester City esperan pacientemente.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento