Orlando Pride se retira del torneo que reiniciaba el fútbol femenino en EEUU tras 10 positivos por coronavirus después de ir a un bar

Jugadoras de Orlando Pride durante un entrenamiento
Jugadoras de Orlando Pride durante un entrenamiento
Orlando Pride

Una excursión a un bar ha costado muy caro a Orlando Pride, uno de los mejores equipos de la NWSL, la liga estadounidense de fútbol femenino. Seis jugadoras y cuatro miembros del cuerpo técnico han dado positivo en coronavirus después de una escapada durante su concentración en la ciudad de Florida, que albergará la Challenge Cup con la que se va a resolver el campeonato.

Las diez personas que dieron positivo serán aisladas durante 14 días, según dicta el protocolo, pero han provocado que el equipo tenga que retirarse del campeonato que iba a disputarse en breve en un curioso formato y como inicio a un verano histórico en la ciudad, ya que también se disputará allí la MLS (la liga de fútbol masculino) y la NBA.

Es precisamente por la disputa de estos torneos por lo que ha preocupado el pequeño brote en Orlando Pride. El temor a que la ciudad no sea tan segura como se espera ha hecho saltar las alarmas en ambos campeonatos.

Amanda Duffy, vicepresidenta ejecutiva de la franquicia, ha pedido disculpas por lo sucedido. "Obviamente, fue una decisión difícil y decepcionante para nuestros jugadoras, personal y aficionados, sin embargo, es una decisión que se tomó para proteger la salud de todos los involucrados en la Challenge Cup", destaca en el comunicado en el que anuncian su retirada.

En Orlando Pride militan algunas de las mejores futbolistas del mundo, como Alex Morgan, que no iba a participar en cualquier caso en el torneo porque está de baja por su reciente maternidad, o la brasileña Marta, elegida mejor jugadora del mundo en seis ocasiones.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento