Fernando Alonso, exultante tras su primer podio en el Dakar: "Tengo que pellizcarme para creérmelo"

Fernando Alonso atiende a los medios en el rally Dakar 2020.
Fernando Alonso atiende a los medios en el rally Dakar 2020.
EFE

Fernando Alonso estaba que no se lo creía cuando llegó al vivac tras lograr su primer podio en el Dakar 2020. El asturiano aprovechó una difícil jornada para brillar en un terreno que, sorprendentemente, se le da muy bien: las dunas.

"Ha sido un día increíble. Tengo que pellizcarme casi para creérmelo", admitía sonriente y cansado después de una etapa extenuante.

"Marc ha sido mágico hoy. Ha navegado increíble. En la última parte veíamos a coches un poco perdidos y nosotros íbamos siempre por la pista adecuada. Estoy supercontento", elogiaba el asturiano a su copiloto, un Marc Coma que se ha convertido en su socio perfecto en su primer Dakar.

"Sin las huellas de las motos, los dos o tres coches que teníamos delante no han podido mantener la cadencia de los días anteriores, y eso nos ha beneficiado", aseguraba un Alonso que también confesó un pequeño percance que a la postre no le ha costado tanto. "Hemos pinchado y eso nos ha hecho perder algo de tiempo, pero salvo ese percance el día ha sido casi perfecto", confesaba el bicampeón del mundo de Fórmula 1.

Lo irónico es que Alonso no se esperaba ir tan bien en un terreno en el que es tan inexperto como la arena. "Las dunas, pese a ser algo desconocido, me están gustando mucho, de hecho es lo que más me está gustando, no sé muy bien por qué. He logrado imprimir un buen ritmo y he disfrutado. Me está encantando esta segunda semana", señalaba el asturiano, que se acerca al 'top 10' tras la gran etapa de este lunes.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento