La RFEF le gana el Clásico a LaLiga

Real Madrid vs. Barcelona.
Gareth Bale conduce un balón durante un FC Barcelona-Real Madrid.
EFE

El primer partido más mediático de LaLiga, el Clásico, ya tiene fecha por fin: el miércoles 18 de diciembre. Era el día preferido de ambos clubes, FC Barcelona y Real Madrid, y por la propia RFEF, que fue la encargada de confirmar la fecha mediante un comunicado este miércoles a primera hora.

Pero tras este acuerdo total entre los clubes y la RFEF, subyace la guerra interna entre el organismo que preside Luis Rubiales y LaLiga, que preside Javier Tebas. El presidente de la competición española insistió desde un principio que este encuentro era clave para los planes de expansión y potenciación de su marca en un mercado tan importante en términos numéricos como el asiático. Por eso lo quería en fin de semana y en horario de mediodía en España, para que en China, Tailandia, Japón o India fuese en pleno ‘prime time’ nocturno televisivo.

Fue la propia Liga quien promovió primero el cambio de estadio al Santiago Bernabéu y luego el cambio de fecha, ya que entendían que la crisis en Cataluña y los incidentes en las protestas por la sentencia del procés catalán podía afectarles. No sólo en términos de seguridad del propio partido, sino de la imagen que se podía proyectar en el extranjero. Para Tebas es primordial demostrar que LaLiga es una competición de primer orden, en la que prima el fútbol sobre todo, y no quería que se contaminase un encuentro de semejante calado por protestas, reivindicaciones políticas o incluso imágenes de altercados como los que han copado la información política en las últimas semanas.

Desde el primer momento, la RFEF y los clubes (que a su vez están alineados en las tesis de Rubiales frente a las de Tebas) negaron la posibilidad de moverlo a otro sábado, sino que desde el principio se situó el día 18 de diciembre como la fecha perfecta. Un miércoles en el que habrá partido del Mundial de Clubes a la misma hora (previsiblemente se jugará a las 21:00, hora peninsular española), por lo que habrá plataformas en todo el mundo que no podrán retransmitir el Clásico por preferir al Liverpool, vigente campeón de Europa.

LaLiga lo llevará a los tribunales

“La decisión del Comité de Competición se ha producido tras analizar en los últimos días las propuestas de ambos clubes, a los que invitó a ponerse de acuerdo en una fecha y que coincidieron en señalar el 18 de diciembre para la celebración del partido aplazado. También ha analizado un informe del Área de Competiciones de la RFEF así como los numerosos informes remitidos por la Liga Nacional de Fútbol Profesional, que no son vinculantes”, reza el comunicado de la RFEF en el que confirmó la fecha del Clásico.

LaLiga no tardó mucho en responder. De hecho, a los servicios jurídicos de la patronal del fútbol español les pilló estudiando la documentación aportada por todas las partes, hasta el punto de que inmediatamente después de la comunicación federativa anunciaron que estaban estudiando acciones legales. Contra qué organismos o entidades, eso se determinará más adelante.

“Consideramos que, ante lo escueto de la resolución, la falta de referencia a normas jurídicas y la referencia a varios informes y documentos a los que esta Liga no ha tenido acceso hasta ahora, se precisa de un estudio pormenorizado de todos los documentos del expediente de referencia para valorar las posibles acciones a interponer, contra qué instituciones, y ante a qué órganos u organismos”, explican desde LaLiga.

Más allá de la batalla judicial que pueda emprender Tebas contra Rubiales (una más), lo único que está confirmado al 100% es que la jornada que arranca este viernes será de descanso para FC Barcelona y Real Madrid. Las consecuencias tienen ramificaciones de todo tipo, como por ejemplo en la Quiniela: el resultado para la apuesta de la casilla de ese partido se realizará por sorteo.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento