'Animal Crossing' se estrena en Nintendo Switch e invita a los jugadores a poblar una isla desierta

Portada del Animal Crossing New Horizons.
Portada del Animal Crossing New Horizons.
NINTENDO

Después de meses (y años) esperando, por fin ha salido a la venta la ansiada entrega del Animal Crossing New Horizons para Nintendo Switch. En él nos espera una isla llena de aventuras a explorar, los vecinos que todos recordamos y nuevas caras que han llegado a la isla, única en cada dispositivo.

Dejamos atrás nuestras preocupaciones para mudarnos a una isla desierta conservando la esencia única que caracteriza a una saga que ha triunfado en todo el mundo. Este juego incluye más posibilidades de personalización que nunca y permitirá generar una comunidad desde cero, cambiar por completo la geografía de la isla o customizar objetos con herramientas de bricolaje, entre muchas otras novedades.

La isla se va a poner personalizar por completo.
La isla se va a poner personalizar por completo.
NINTENDO

En un momento en que todo es inmediato, Animal Crossing: New Horizons premia ser paciente. Es una de las grandes particularidades que caracterizan a la saga, y esta entrega no iba a ser una excepción: el tiempo en la isla trascurre a la vez en el mundo real, por lo que veremos amanecer y atardecer pero, además, los residentes asistirán al cambio de estaciones y celebrarán eventos como el Año Nuevo o la floración de los cerezos. Este transcurso natural del tiempo afecta a toda la isla, por lo que las tiendas tienen su horario comercial, y determinados visitantes o fauna estarán disponibles únicamente en determinadas épocas del año, así que… de nada sirven las prisas.

Este juego supone un soplo de aire fresco para pasar la cuarentena, ya que la inmersión es total y se vive todo con más tranquilidad. Tampoco hay opción de aburrirse en la isla, porque siempre hay un montón de cosas que hacer. Los residentes pueden reunir materiales dispersos por la isla para crear un amplio abanico de objetos: entre ellos, herramientas y muebles. Por otro lado, hay distintos talleres disponibles que enseñan cómo realizar proyectos de bricolaje. A medida que los usuarios se familiaricen con ellos, podrán aprender habilidades especiales como, por ejemplo, cambiar el color de los muebles o decorarlos con diseños personalizados.

El museo del juego será como nunca antes se había visto.
El museo del juego será como nunca antes se había visto.
NINTENDO

Una de las grandes novedades más esperadas por los fans del juego son las numerosas opciones de personalización de la isla: residentes también podrán modificar su geografía. Aunque es posible sortear los ríos de la isla gracias a la pértiga y salvar las elevaciones con la ayuda de la escalera de mano, también podrán construir puentes y rampas de acceso. Llegado un momento, además, los usuarios recibirán un permiso para crear caminos o realizar obras de mayor envergadura como, por ejemplo, cambiar el curso de los ríos o modificar las elevaciones.

Otra de las novedades es el Nookófono, un dispositivo que incorpora una cámara, un mapa o un acceso directo al programa de Millas Nook, una especie de programa de puntos que se obtienen al superar desafíos o cumplir ciertas tareas y que pueden servir, por ejemplo, para pagar los costes del plan de asentamiento o, más adelante, intercambiarlas por recompensas dentro del juego.

Imagen de 'Animal Crossig: New Horizons'
Imagen de 'Animal Crossig: New Horizons'
(Nintendo)

En estos tiempos de COVID-19, el juego puede adquirirse tanto online como en grandes superficies que tienen entrega a domicilio comoAmazon, FNAC o MediaMarkt, entre otras, aunque en la primera ya se encuentra totalmente agotado.

Animal Crossing New Horizons es el juego de la temporada y muchas personas ya ha cogido el avión para escaparse a su isla tropical de ensueño. Sin duda la cuarentena es mucho más llevadera de esta forma.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento