El vicepresidente de la Comisión del Parlamento Europeo de Asuntos Económicos y Monetarios, José Manuel García-Margallo, considera que España se encuentra en "protectarado" como "en los tiempos de Godoy" —en referencia al primer ministro durante el reinado de Carlos IV— porque "ya no elegimos nuestra políticas, nos dicen desde Bruselas qué políticas debemos hacer".

García Margallo ha realizado estas declaraciones a los medios de comunicación este viernes antes de participar en el almuerzo de trabajo 'La Unión Europea ante la crisis', organizado por Europa Opina, que ha sido presidido por la consellera de Justicia y Administraciones Públicas, Paula Sánchez de León, quien ha explicado que el objetivo del encuentro de hoy es "abordar la crisis desde la perspectiva europea".

En el encuentro también han participado el presidente de Cierval, Rafael Ferrando; el presidente de la Federación de Cajas Rurales Valencianas, Cirilo Arnándis; el secretario general de las Cajas de Ahorro de la Comunitat Valenciana, Luis Gómez; y el ex presidente del Consejo de Cámaras de la Comercio de la Comunitat, Arturo Virosque, entre otras personalidades de diversos ámbitos, fundamentalmente del mundo de la economía y de la universidad.

El vicepresidente de la Comisión del Parlamento Europeo ha señalado que Europa "está terminando todo el paquete de supervisión financiera que va a afectar a todos los bancos, compañías de seguros, fondos de pensiones y mercados de acciones", y, además, ya se está hablando de la llamada "gobernanza económica", según la cual "se va a exigir a todos los gobiernos una disciplina presupuestaria". "Bruselas va a entrar a fondo en este tema para atajar el problema de la deuda soberana", ha subrayado.

Asimismo, ha hecho referencia a la estrategia Europa 2020, que marca una serie de objetivos que los países deberán cumplir en diez años, entre los que destacan que "el 75 por ciento de las personas en edad de trabajar lo hagan y llevar a cabo un esfuerzo importante en materia de I+D+i". En definitiva, se trata de "recuperar la competitividad que Europa ha perdido".

Del mismo modo, ha destacado que hay que "decidir qué se hace con el Pacto de Estabilidad", es decir cómo actuar con aquellos países que "no cumplen con sus obligaciones de austeridad en materia presupuestaria".

García-Margallo ha hecho hincapié en que Europa está atravesando un período "muy malo" y "muy difícil". En este sentido, ha indicado que hay 23 millones de parados en la UE y ha añadido que el importe de las ayudas comprometidas para rescatar el sector financiero es "el 33 por ciento de toda la riqueza de la UE".

Preguntado por cómo debe actuar el Gobierno español para intentar salir de la crisis, el vicepresidente de la Comisión del Parlamento Europeo de Asuntos Económicos y Monetarios considera que "debería pensar en gobernar", lo que, a su juicio, supone "tomar las decisiones que hay que tomar".

Al respecto, ha lamentado que España "ha perdido competitividad desde 2004" y ha señalado que se deben llevar a cabo "todas las reformas estructurales que se requieren para mirar hacia el siglo XXI y no al siglo XIX". En esta línea, considera que hay que llevar a cabo la reforma del crédito, la reforma laboral y una reforma en materia de educación.

Ningún "caramelito" de la presidencia europea

Respecto a su valoración por la Presidencia española de la Unión Europea, José Manuel García-Margallo ha subrayado que España ha hecho "algo insólito". Así, ha apuntado que "todas las presidencias, cuando están seis meses, logran colocar encima de la mesa los temas que a ella le pueden beneficiar". "Por estar en la presidencia tienen un caramelito, pero España no ha tenido ninguno", ha criticado.

"España no ha obtenido ningún beneficio", ha recalcado el vicepresidente de la Comisión, quien ha añadido que se debe a que el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, está "desaparecido".

En este sentido, ha criticado que Rodríguez-Zapatero "no subió a la tribuna a defender el ajuste de pensionistas y de funcionarios y la reforma del mercado de trabajo". Por ello, ha señalado que "es muy difícil que España dé lecciones en Europa de lo que hay que hacer cuando la economía española es la gran preocupación de la UE".

Consulta aquí más noticias de Valencia.