Londres endurece la ley contra la llegada de inmigrantes sin papeles: "Serán detenidos y expulsados con rapidez"

La ministra británica de Interior, Suella Braverman.
La ministra británica de Interior, Suella Braverman.
EFE
La ministra británica de Interior, Suella Braverman.

La ministra británica del Interior, Suella Braverman, presentó este martes un proyecto de ley que otorgará al Gobierno nuevos poderes para "frenar la llegada de pateras" que alcanzan el Reino Unido "infringiendo de manera flagrante" la legislación nacional.

En una declaración ante la Cámara de los Comunes, la titular de Interior recordó que hace dos meses el primer ministro, Rishi Sunak, prometió que "cualquier persona que entrara al país ilegalmente sería detenida y expulsada con rapidez" y que esta propuesta legislativa "permitirá que esto ocurra".

Según argumentó, "si un Gobierno no responde ante las oleadas de llegadas ilegales que quiebran nuestras fronteras, traiciona la voluntad de los ciudadanos".

En su intervención, la ministra dijo que los inmigrantes ilegales "no van a dejar de venir hasta que todo el mundo sepa que si se entra en el Reino Unido de manera ilegal, serás detenido y expulsado con rapidez, a tu país, si este es seguro, o a un tercer país, como Ruanda".

Precisamente, Sunak habló la pasada noche con el presidente ruandés, Paul Kagame, para abordar los "esfuerzos conjuntos para romper el negocio criminal de los traficantes de personas" y para asegurarse de que "trabajarán juntos para garantizar que ese acuerdo (de deportación a Ruanda) se cumple con éxito".

Al detallar este martes su propuesta, Braverman defendió que el planteamiento es "robusto y novedoso" y confió en que el proyecto de ley será "compatible con las obligaciones internacionales", algo que ponen en duda las ONG de derechos humanos.  

Se establecerá un tope anual de refugiados

La ministra también explicó que se fijará un tope anual, determinado por el Parlamento, de personas a las que se les concede el estatus de refugiado.

La portavoz laborista del Interior, Yvette Cooper, replicó a Braverman que la nueva ley es "un engaño que corre el riesgo de empeorar aún más el caos" y reclamó al Ejecutivo "medidas serias" para atajar el problema.

Braverman recordó que desde 2015 casi medio millón de personas han recibido asilo en el Reino Unido, entre ellas 150.000 procedentes de Hong Kong, 160.000 ucranianos y 25.000 afganos que han huido de los talibanes.

"En los próximos años, los países desarrollados afrontarán niveles sin precedentes de migrantes, con presiones de números incluso mayores de personas que dejan el mundo en desarrollo por lugares como el Reino Unido", alertó.

En virtud de la nueva legislación, que aún deberá pasar por los trámites parlamentarios pertinentes en los próximos meses y que, de aprobarse, se aplicaría con efecto retroactivo, quienes entren al país ilegalmente serán detenidos y expulsados con rapidez.

La ley permitirá que se efectúen detenciones sin libertad condicional ni revisiones judiciales durante los primeros 28 días y solo los menores de 18 años, aquellos que están enfermos o se encuentran en riesgo de sufrir daños irreversible "quedarán exentos de ser expulsados".

20minutos.es líder en los diarios más leídos en internet. Consulta las últimas noticias en el diario gratuito de referencia en España.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento