El juez investigará a los empresarios que habrían estafado al Ayuntamiento en la venta de material sanitario en la pandemia

Almeida agradece la concesión del año jubilar al Papa
Almeida, en una foto de archivo
Europa Press
El empresario Luis Medina.
Europa Press

La querella que ha interpuesto la Fiscalía Anticorrupción contra Luis Medina -hijo de Naty Abascal y del duque de Feria- y su amigo Alberto Medina por las altas comisiones que recibieron al vender material sanitario al Ayuntamiento ha sido admitido a trámite. 

Acorde al Tribunal Superior de Justicia de Madrid, en próximas fechas, y entre otras diligencias que se acordarán en el marco de la instrucción, el magistrado tomará declaración a los dos querellados, así como a los testigos necesarios para esclarecer los hechos.

En todo caso, "las diligencias no son secretas y el magistrado ha ofrecido acciones al Ayuntamiento de Madrid para personarse en el procedimiento". 

Este miércoles Anticorrupción se querelló contra Luis Medina por el dinero que recibió al vender material sanitario al Ayuntamiento. La Fiscalía Anticorrupción, tras un proceso de investigación, ha presentado una querella contra los dos empresarios que habrían cobrado seis millones de euros en comisiones de varios contratos firmados con el Ayuntamiento de Madrid en 2020 para dotar de mascarillas y otros materiales sanitarios al personal municipal, organismos autónomos y empresas dependientes.

Se trata de Luis Medina -hijo de Naty Abascal y del duque de Feria- y su amigo Alberto Medina. El texto, al que ha tenido acceso 20minutos, cuenta que en 20 de marzo de 2020, "en una situación de rápida evolución de la pandemia provocada por la Covid y de extrema carencia de materiales sanitarios", el Ayuntamiento de Madrid suscribió un convenio con la Empresa de Servicios Funerarios y Cementerios de Madrid SA (participada al 100 % por el Ayuntamiento de Madrid) por el que esta se comprometía a garantizar el suministro de material sanitario y de seguridad para el personal del Ayuntamiento de Madrid, organismos autónomos y empresas dependientes.

La Fiscalía acusa a ambos empresarios de estafa agravada, falsedad en documento mercantil y blanqueo de capitales. La querella especifica las compras que Alberto Luceño costeó con el dinero recibido desde Malasia e ingresado en su cuenta personal. Una estancia en un hotel de Marbella, del 10 al 16 de agosto de 2020, por la que abonó 60.000 euros; tres Rolex por los que abonó 42.450,00 euros; siete coches [Ferrari, Porsche Mercedes, Range Rover, entre ellos] por 1.034.299,01; así como una vivienda en Pozuelo de 1.107.400 euros, entre otros bienes que adquirió.

Luis Medina, por su parte, transfirió la práctica totalidad del saldo de la cuenta en que había recibido las transferencias a otra cuenta personal suya abierta a su nombre, con los que adquirió: un yate modelo Eagle 44 por 325.515 euros, y dos bonos que suman 400.000 euros.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento