Santiago Segura desvela el accidente que casi le cuesta la vida: "Cualquier día puede ser el último"

Santiago Segura
Santiago Segura
JACOBO MEDRANO / CINEMANÍA

El actor y cineasta Santiago Segura, conocido por la antología Torrente, ha compartido en su cuenta de Instagram una fotografía de la herida que le provocó un desmayo, consecuencia de “la presión, la ansiedad y la tensión acumulada”. Un accidente que pudo ser fatal y que ocurrió hace pocos días. Segura ha explicado que perdió el conocimiento en el baño impactando contra el suelo y “reventándose la oreja”.

Tras recuperar el conocimiento, despertando en un charco de sangre, según cuenta el propio Santiago Segura, acudió al hospital donde le dieron doce puntos en la oreja. El actor asegura que pudo continuar con el rodaje en el que estaba trabajando y, además, confirma que actuará en Alicante los próximos días domingo y lunes junto a sus compañeros y humoristas Florentino Fernández y José Mota.

El motivo que ha llevado a Segura a contar el accidente a sus seguidores es mostrar que “la vida no es siempre maravillosa”. Reconoce que le gusta compartir “cosas divertidas” pero también cree conveniente que se conozca que “los famosetes (por mucho que muestren sus comilonas, sus entrenos y sus estrenos) también tienen/tenemos momentos chungos como todo hijo de vecino”, ha añadido junto a una foto de su oreja llena de puntos.

Así, el cineasta ha aprovechado para recordar los inconvenientes que ha provocado la pandemia a su profesión. Como director de Padre no hay más que uno, confirma que el rodaje de la tercera película ha sido especialmente complicado, “la sexta ola ha traído cambios de plan, parones, retrasos e incluso la baja de algún miembro del reparto por el maldito coronavirus”.

Santiago Segura pone sobre la mesa la salud mental y se suma a dar visibilidad de las consecuencias que puede suponer el estrés. Así, no deja de pensar qué habría sucedido si el golpe que tuvo hubiera impactado en la nuca o la sien. Por eso, quiere recordar la importancia de vigilar y controlar la tensión y la ansiedad, “son armas mortíferas”.

Segura se queda con la parte positiva, afirma estar bien y extrae como moraleja de su accidente que hay que disfrutar de la vida ya que “cualquier día puede ser el último”, escribe en su publicación de Instagram.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento