Tonga puede pasar varias semanas incomunicada hasta que reparen el cable submarino dañado por el tsunami

Edificaciones y vegetación cubiertas de ceniza, tras la erupción del volcán Hunga Tonga Hunga Ha'apai, en Tonga.
Edificaciones y vegetación cubiertas de ceniza, tras la erupción del volcán Hunga Tonga Hunga Ha'apai, en Tonga.
NZDF / EFE

Tonga, azotada el sábado por un tsunami provocado por una violenta erupción volcánica, puede pasar semanas incomunicada hasta que arreglen la conexión de cable submarina, informó este martes la compañía responsable del enlace.

La escasa comunicación con esta nación, formada por 169 islas y 105.000 habitantes en el Pacífico Sur, dificulta las tareas de emergencia e impide conocer la situación actual del país tras la implacable sacudida de las olas.

De momento ya se ha confirmado una primera víctima mortal en el país oceánico, aunque "existen posibilidades de que se registren más", declaró el alto comisionado de Tonga en Camberra, Curtis Tu'ihalangingie, a la emisora pública australiana ABC.

Las autoridades tonganas no han podido comunicarse todavía con muchas de las islas habitadas, algunas de las cuales solo se elevan unos pocos metros por encima del nivel del mar.

El cable que acopla las comunicaciones desde y hacia Tonga, enlazado desde la vecina Fiyi, se ha roto a unos 37 kilómetros de la costa tongana, confirmó Dean Veverka, jefe técnico de la compañía Southern Cross Cable.

"En estos días, los cables submarinos transportan alrededor del 99% de todas las comunicaciones entre países. Tonga pasará bastante tiempo con las comunicaciones limitadas", apuntó el experto a la emisora Radio New Zealand.

Para iniciar la reparación, lo primero es que llegue un barco que se encuentra actualmente en Papúa Nueva Guinea, a unos 2.500 kilómetros de distancia de Tonga, lo que ya de por sí tardaría semanas, apunta Veverka.

El gobierno de Nueva Zelanda ha logrado contactar vía teléfono satelital con algunas autoridades sobre el terreno e informan de "daños significativos" en la capital, Nuku'alofa, y la principal isla del archipiélago, Tongatapu, a 65 kilómetros al sur del volcán que explotó en la tarde del sábado.

La violenta erupción del volcán Hunga Tonga Hunga Ha'apai, que lazó vapor y cenizas a unos 20 kilómetros de altura y creó un tsunami que impactó en varias naciones bañadas por el océano Pacífico, se escuchó a cientos de kilómetros de distancia y pudo observarse con claridad desde los satélites en la órbita terrestre.

Aviones australianos y neozelandeses en tareas de reconocimiento tienen previsto sobrevolar el archipiélago para evaluar los daños causados por la erupción y el tsunami.

La compañía estadounidense Planet, que cuenta con una red de 150 satélites, mostraba este martes las primeras imágenes aéreas de la devastación ocasionada por el tsunami en Tonga gracias a que las "nubes causadas por el volcán se van despejando", apuntan en Twitter.

En una fotografía se puede apreciar que un asentamiento costero con alrededor de un centenar de edificaciones y los bosques cercanos han desaparecido prácticamente del todo y ahora está cubierta por un denso manto de ceniza.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento