Quién era Diomedes, el personaje mitológico protagonista de uno de los 12 trabajos de Hércules

Diomedes.
Diomedes.
Wikipedia

Sin duda, una de las narraciones más populares de la mitología griega habla sobre los famosos doce trabajos de Hércules, hijo de Zeus, una serie de tareas que tuvo que llevar a cabo encomendadas por el rey Euristeo, pero que provienen de un hecho realmente trágico. 

Hércules se había casado con la princesa Megara, hija del rey Tebas, y fruto de esta unión tuvo tres hijos. Sin embargo, la literatura griega cuenta que Hércules sufrió uno de los ataques de Hera, esposa de Zeus, acabado con la vida de su esposa e hijos. 

Entre el conjunto de tareas que tuvo que cumplir tras este suceso, Hércules tenía que robar las famosas yeguas de Diomedes. Pero, ¿quién era Diomedes? ¿Qué caracterizaba a este héroe griego?

Uno de los héroes más respetados de la mitología griega

Diomedes fue uno de los héroes de la mitología griega más famosos al combatir en la guerra de Troya, aunque es uno de los menos conocidos. Sin embargo, se dice que Diomedes fue uno de los guerreros más poderosos en la Ilíada de Homero. Hijo de Tideo, rey de Etolia, y de Deípile, hija del rey de Argos, fue el guerrero preferido de Atenea que incluso dañó a la popular diosa del Amor, Afrodita, en la guerra de Troya.

Pero este héroe griego fue conocido también por ser uno de los Epígonos contra Tebas. La historia se remonta tiempo atrás, cuando su padre Tideo participó en la famosa expedición de los Siete contra Tebas, que fracasaron en la batalla por conquistar la ciudad beocia. 

Fue por esa razón que Diomedes, junto al resto de descendientes de los Siete contra Tebas, juró vengarse por la caída de su padre conquistando Tebas en algún momento de su vida. Así, los jóvenes denominados Epígonos se juntaron una década más tarde bajo el liderazgo de Alcmeón para derribar los muros y tomar la ciudad.

Diomedes se convirtió en poco tiempo en uno de los guerreros griegos más respetados y se dice que tenía varias yeguas que se alimentaban de carne humana. 

Fue uno de los pretendientes de Helena, comprometida con el rey Menelao, y realizó el juramento de asistir a su ayuda si algún otro hombre trataba de quitarle a su esposa. Fue por ello que al ser Helena secuestrada por Paris y declararse la guerra en Troya Diomedes acudió en su ayuda por el juramento que había hecho convirtiéndose así en uno de los guerreros más conocidos de la mitología griega.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento