El juez de la Audiencia Nacional Fernando Andreu ha dejado en libertad a los tres detenidos esta semana en el País Vasco por su relación con la página web de la asociación juvenil Gaztesarea, que se vincula a la ilegalizada Segi y en la que se ofrecía la compra de bonos de ayuda a ETA.

Aunque Acero no tenga participación directa en la creación de la web, presta de forma voluntaria su imagen para atraer admiradores a la web

Tras tomar declaración a los tres -el campeón de España de surf Iker Acero,
Alberto Martínez Guitérrez-Barquín y Arkaitz Artola-, Andreu ha decidido dejarles en libertad con la obligación de comparecer cada 15 días en el juzgado como imputados por un delito de colaboración con organización terrorista.

El juez ha adoptado esta decisión en un auto a pesar de que la Fiscalía de la Audiencia Nacional pidió prisión incondicional para Iker Acero (presidente de Gaztesarea ) y para Alberto Martínez Gutiérrez (responsable de la página web de la asociación), mientras que para el tercer arrestado, Arkaitz Artola, pidió la libertad bajo fianza de 5.000 euros.

"Presta su imagen pública"

Para justificar su decisión de dejarles en libertad, el titular del Juzgado Central de Instrucción número 4 explica en su auto que "sólo puede privarse de la libertad al imputado" cuando existe "un riesgo objetivable de nuevas infracciones penales", lo que opina no ocurre en este caso, "aun cuando los hechos que se investigan continúen revistiendo los caracteres de delitos y existan indicios de criminalidad contra los detenidos".

Sobre el surfista Iker Acero, Andreu señala en su auto que, "aunque no tuviera una participación directa en la creación de la página web, presta de forma voluntaria y consciente su imagen pública, como distinguido deportista, para atraer a quienes le admiran hacia la página en donde se difunde ese apoyo a la organización ilegal".

En cuanto a Artola, el juez considera que tiene "perfecto conocimiento" del contenido difundido a través de la página web, ya que habría participado en la creación de esa web, cuyas páginas "dirigen directamente a sus usuarios a la página de propaganda de Segi".

"Abundante material propagandístico"

Tampoco se cree el magistrado la versión que ha ofrecido Artola de que sólo acude de forma esporádica a la sede de Gaztesarea dos veces al mes para actualizar la página web de su grupo musical, porque eso "se contradice abiertamente con el hecho de que cuente con las llaves del local, que se encontrase solo" cuando fue detenido allí y que su nombre figure con el de la dirección de la asociación en algunos paquetes postales encontrados en la sede.

Además de pruebas de haber organizado sorteos para recaudar fondos para ETA y "abundante material propagandístico" con el anagrama de Segi, la Guardia Civil halló en la sede de Gaztesarea, situada en el parque cultural Martín Ugalde de Andoain (Guipúzcoa), una libreta con números de matrículas de vehículos del departamento de Interior del Gobierno Vasco.

Sin embargo, según han informado fuentes jurídicas, el hallazgo de esta libreta en la sede de la asociación no significa que perteneciera a los tres detenidos, por lo que no se les puede acusar de haber recabado información para ETA.