María Jiménez sentencia a Pepe Sancho: "Hoy lo habrían metido en la cárcel 20 años, y yo encantada"

María Jiménez, en 'Lazos de sangre'.
María Jiménez, en 'Lazos de sangre'.
La 1

La 1 de RTVE estrenó este martes la nueva temporada de Lazos de sangre. El formato, que repasa la biografía de algunas de las celebridades más icónicas, se centró en María Jiménez, toda una revolucionaria de la rumba flamenca. 

Además de para conocer las historias de sus protagonistas, el programa presentado por Boris Izaguirre ayuda a reflejar, mediante documentos y testimonios, cómo era la España de hace unos años

En el caso de Jiménez, la violencia machista que sufrió por parte de Pepe Sancho vertebró gran parte de un documental que ilustró las luces y las sombras de la vida de la artista, ilustrando el valor que hay detrás de que se muestre optimista y con sentido del humor en cada una de sus apariciones.

Isabel Jiménez, hermana de la artista, ofreció una entrevista en el plató de Lazos de sangre y habló de cómo habían cambiado las cosas, haciendo énfasis en lo normalizado que estaba antes el maltrato. Además, recordó algunas de las agresiones verbales que presenció hacia su hermana

En esa línea, la periodista Paloma García Pelayo reflexionó sobre lo mucho que había cambiado la sociedad en ese aspecto, teniendo herramientas como el Observatorio de Violencia de Género para las víctimas, mientras que Samantha Villar puso el foco en las polémicas declaraciones que hacía Sancho en sus entrevistas.

 La propia Jiménez dijo, en el documental, que si los traumáticos episodios que sufrió por culpa de Pepe Sancho se hubieran dado en la actualidad, lo habría metido 20 años en la cárcel, pues en ese momento "no se podía denunciar": "Y yo encantada", comentó.

La cantante llegó a casarse tres veces con el actor, según explicó su hermana, por la necesidad que tenía de formar una familia y de proporcionarle un entorno estable a su hijo, Alejandro Sancho. "Me tenía anulada, supeditada. Me maltrataba físicamente y psicológicamente. Después me hacía dos carantoñas y yo lo creía… estaba ciega", narró la también actriz.

Tal y como plasmó Lazos de sangre, Jiménez se enfrentó a la muerte de su hija, María del Rocío Asunción Jiménez, en enero de 1985, con tan solo 16 años. Además, la artista nació en una familia muy precaria en la que su padre maltrataba a su madre y ha padecido varios problemas de salud en los últimos años, como cuando estuvo tres meses en coma por una obstrucción instestinal o cuando sufrió cáncer de mama. 

Pero, lejos de venirse abajo, Jiménez clausuró el documental con todo un canto a la vida: "Me gustaría que me recordaran como una buena persona. Que me ponen como buena artista... pues bien, pero prefiero que digan de mí que fui una buena persona. No quiero más nada. La vida es corta y larga. La vida son tres días y, de ellos, dos están nublados, por lo que hay que aprovechar el que está soleado", concluyó. 

Mostrar comentarios

Códigos Descuento