El pleno de investidura comenzará el viernes a las 10.00 en el Auditorio del Parlament

  • La presidenta de la Cámara, Laura Borràs, propondrá el jueves a un candidato para la investidura.
Auditorio del Parlament, donde se va a celebrar el pleno de constitución de la Mesa para garantizar las medidas sanitarias de la covid.
Auditorio del Parlament, donde se va a celebrar el pleno de investidura.
PARLAMENT

El pleno de investidura para elegir al nuevo presidente de la Generalitat comenzará este viernes 26 a las 10.00 horas y se celebrará en el Auditorio del Parlament, en lugar de en el hemiciclo como es tradicional, para garantizar las medidas de seguridad ante el coronavirus, como ya ocurrió con la sesión de constitución de la legislatura.

Fuentes parlamentarias han explicado que así lo ha decidido este martes la Mesa del Parlament, aunque todavía se desconoce qué candidato se someterá a este debate de investidura.

Será la presidenta de la Cámara, Laura Borràs, quien el jueves proponga a un candidato para la investidura tras la ronda de consultas que este martes ha comenzado con los grupos, y convocará formalmente el pleno, que debe celebrarse como muy tarde el viernes.

Sobre la mesa hay dos nombres que han postulado su candidatura: el socialista Salvador Illa, que a priori no cuenta con los apoyos suficientes para ser presidente, y el republicano Pere Aragonès, que podría ser investido con los votos de Junts y la CUP, aunque todavía no han cerrado un acuerdo definitivo.

Las fuentes ya citadas han apuntado que, tras la primera intervención del candidato a la investidura, los grupos intervendrán de mayor a menor, dejando para el final el partido del candidato.

El presidenciable contestará a los grupos conjuntamente o por separado, y en función de cómo lo haga el pleno se alargará más o menos, y si contesta uno a uno a las formaciones la votación podría comenzar sobre las 19.30 horas.

Se alquilarán sillas

La distribución del Auditorio seguirá la misma estructura que en el pleno de constitución del Parlament, pero en esta ocasión habrá una primera fila reservada para los consellers en funciones y los grupos podrán repartir a sus diputados como quieran y no por orden alfabético.

Como se prevé un pleno largo, los grupos han solicitado que los presidentes y portavoces de cada formación puedan tener una silla con mesa para poder tomar anotaciones durante los discursos, y para ello el Parlament alquilará este tipo de sillas.

De momento, el diputado de Junts Lluís Puig, que reside en Bruselas, no ha pedido delegar el voto, aunque podría hacerlo en los próximos días y la Mesa debería reunirse para decidir si lo acepta o no.

Quejas de Vox

En la Mesa también se han abordado dos quejas de Vox: una por la decisión de no permitir que los partidos que no tienen representación en este órgano puedan participar en él como oyentes, como ocurrió en las dos legislaturas anteriores, y otra por el acuerdo de que los despachos de la formación de Ignacio Garriga se sitúen en el desván del Parlament.

Sobre la primera, la Mesa contestará a Vox que el reglamento contempla no invitar a las formaciones sin representación en el órgano rector de la Cámara, y sobre el reparto de despachos, las fuentes parlamentarias han argumentado que en otras legislaturas ya ha habido partidos que han ocupado ese espacio y que se trata de un acuerdo que ha alcanzado una mayoría para distribuir los despachos según la representatividad de cada partido y teniendo en cuenta la situación sanitaria.

Ante la nueva composición del Parlament, con la entrada de Vox, los partidos decidieron que los despachos de esta formación estuvieran en el desván de la Cámara, unos espacios que en las últimas legislaturas no se utilizaban con esta función, sino que se empleaban como salas de reuniones de los partidos.

Por otro lado, el PSC, al haber ganado las elecciones, ha pasado a ocupar los despachos que en la última legislatura eran de Cs, mientras que el partido naranja comparte la planta con los comuns y la CUP.

En los despachos del otro extremo del Parlament, ERC y Junts se han intercambiado los espacios, es decir, los republicanos han pasado al piso superior por haber quedado por delante en las elecciones, y Junts han bajado a la planta que hasta ahora ocupaba ERC y la comparte con los tres diputados del PP.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento