Una invidente, cuya familia no acepta perros guía por su fe, recibe la ayuda de un 'pony'

  • Mona Ramouni, ciega casi de nacimiento, ha obtenido el visto bueno para que un pequeño equino le preste compañía.
  •  La familia, musulmana, no acepta la presencia de perros en la casa.

Mona Ramouni es una joven de 28 años que se quedó ciega al poco de nacer. Su familia, que profesa la fe islámica, no le consentía tener un perro lazarillo, así que se tuvo que buscar otros ‘ojos’: los de un 'pony'. Ramouni necesitaba más independencia; poder valerse cotidianamente con la autonomía de la que hasta el momento carecía .

La opción más habitual, la de los perros,  no complacía a su familia musulmana, que considera los canes animales de poca valía para convivir tan de cerca con seres humanos.

Pero Ramouni ha encontrado un animal que a la vez que satisface los requisitos de pureza de su familia ha sido educado con maestría para realizar las tareas propias de un perro guía.

Se llama Mexicali Rose, y es unpequeño caballo de exhibición que pesa 56 kilos y mide menos de un metro de alto. "Gracias a Cali [el apodo del animal] lograré hacer todo lo que antes no podía", ha dicho la joven  al diario Telegraph.

El equino, que ha sido entrenado para entrar y salir de los coches, guiar a su dueño a través de la multitud y comportarse adecuadamente dentro de un reciento cerrado, pasará pronto a ocupar un lugar permanente en el pequeño terreno que la familia de la joven le ha reservado en su casa de un barrio de Chicago, EE UU.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento