Inaudito gesto en 'MasterChef': Adriana pide, en su último programa, que repartan sus puntos entre sus compañeros

Adriana y Henar, en 'MasterChef Junior'.
Adriana y Henar, en 'MasterChef Junior'.
La 1

Este martes, La 1 de Televisión Española emitió la semifinal de MasterChef Junior. El programa tuvo un inicio muy emotivo, con todos los aspirantes entre lágrimas al ver a sus abuelos, con quienes tuvieron que cocinar. La mejor valorada de la prueba fue Henar tras preparar rabo de toro junto a su familiar, que ostenta un restaurante y, tras ver las dotes culinarias de la niña, le anticipó que se lo cedería. 

Tras esto, los concursantes tuvieron que sacar unos objetos de una bolsa para, al azar, saber a qué equipo pertenecerían en la prueba en exteriores, y al mando se pusieron los dos aspirantes que fueron repescados en la entrega anterior: Manel y Adriana.

Manel cocinó junto a Nicolás y Javier, y desde el principio se mostró muy nervioso e inseguro. Lo mismo ocurrió con Adriana que, además, tuvo varios encontronazos con el aspirante Antony, por lo que incluso Aurora y Henar intervinieron en favor de su compañera.

Con todo, el resultado del equipo dirigido por Adriana dejó mucho que desear, y los jueces fueron muy críticos con él. La niña, entonces, tuvo un gesto de generosidad con sus compañeros: entonó el mea culpa y pidió que le quitaran sus puntos para ponérselos a los aspirantes que estuvieron bajo sus órdenes, que fueron: Henar, Antony y Aurora.

El acto fue muy comentado en Twitter, donde los usuarios se lanzaron a señalar el buen fondo de la niña. De vuelta en el plató, el elegido como primer semifinalista fue Nicolás, quien subió al palco y se libró de cocinar, por lo que se dedicó a animar a los demás. 

El resto de sus compañeros tuvieron que cocinar, delante de Martín Berasategui, unos platos con las indicaciones de sus mejores amigos por teléfono. Desde el principio hubo una clara diferencia entre quienes se entendían a la perfección con sus compañeros de trabajo y quienes no.

En el segundo grupo estuvo Adriana, a quien una vez más le pudieron los nervios y presentó un plato que compartía muy poco con la versión original del mismo. Por ello, la pequeña fue expulsada de nuevo, al igual que ocurrió con Antony y Manel, quien también acababa de ser repescado. 

El más afectado por la noticia fue Antony, que por primera vez no cumplió los objetivos que le planteó el programa, entre otros motivos, porque su compañera le ayudó muy vagamente. Eso sí, todos coincidieron en algo: ven a Aurora ganadora.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento